La escandinava SAS ha cejado en su empeño de vender la aerolínea Spanair ya que las ofertas que estaban llegando “no reflejaban el valor intrínseco” de la aerolínea. Por este motivo, SAS ha anunciado que “continuaremos como accionistas comprometidos en asegurar un futuro rentable para Spanair”.Desde que anunciaran que ponía a la venta Spanair, muchos han sido los pretendientes –Iberia, Gadair, Longstock.- pero, ninguno de ellos propuso la cifra adecuada para que los escandinavos se desprendieran de ella.Sin embargo, el hecho de que no se hayan satisfecho sus expectativas no ha causado sorpresa en la compañía ya que, tal y como reconocen en un comunicado, son conscientes de ”las adversas condiciones del mercado de la aviación en España, los altos precios del combustible y a la presión del sector financiero”.En estas circunstancias, se opta por pasar al ‘plan B’ tal y como habían anunciado hace algunos días al percatarse de que iba a ser difícil cumplir el plan de “Estrategias 2011” de la compañía en donde se pretendía que la venta de Spanair estuviera finiquitada en el segundo trimestre del 2008.Ahora, la compañía aérea reinventará Spanair. Eliminará la flota de 36 aviones MD, recortará las rutas nacionales y la actividad de la aerolínea se centrará, con toda seguridad, en los servicios de aportación de pasajeros desde las principales ciudades españolas hacia los centros de tráfico de la alianza Star Alliance, de la que Lufthansa y SAS son referentes.

Fuente: mallorcadiario.com