Anuncio

Colapsar
No hay anuncio todavía.

Los problemas en Europa

Colapsar
X
 
  • Filtrar
  • Tiempo
  • Mostrar
Limpiar Todo
nuevos mensajes

  • Observador
    respondió
    Re: Los problemas en Europa

    Originalmente publicado por Jhr cronos Ver Mensaje
    Como que fueron diseñadas para pagar a los bancos, no para salvar a Grecia.

    La OTAN manda barcos para frenar a los migrantes



    Me pregunto si la OTAN es realmente el organismo adecuado. A fin de cuentas, ES un ejército. ¿No debería tener europa alguna organización civil que se encargue de asuntos civiles?

    **************
    **************

    Parece que ya se convencieron de que Turquía se embolsilló los 3000 millones de euros y deciden bloquear a los rfugiados con sus propias manos. Por cierto, que creo que eso era ilegal y contrarioa los derechos humanos, pero eso hoy en día no preocupa demasiado.
    Y eso que tampoco toman en cuenta los europeos que ellos son parcialmente responsables de esa guerra y de otras más en el mundo árabe y que, por tanto, están comenzando a cosechar lo que sembraron sino que quieren hacerse de la vista gorda tanto del problema como de sus resultados.

    Saludos

    Dejar un comentario:


  • Teodofredo
    respondió
    Re: Los problemas en Europa

    Falsos sirios camino de Alemania

    Jóvenes marroquíes compran pasaportes falsos desde el pasado septiembre para entrar en Europa vía Turquía

    EL PAÍS - FRANCISCO PEREGIL - 14 FEB 2016 - 21:50 CET
    Ilias Mazyani, de 19 años, se sentaba todas las tardes en el café de Al Bustán con su amigo Mohamed Abdelmalki, de 21. Hablaban siempre de lo mismo: de irse a Alemania pasando por Turquía, haciéndose pasar por refugiados sirios. Después del último verano, muchos jóvenes de Nador lo habían conseguido. La mayoría habían nacido en el pueblo de ellos, Zgangán, a siete kilómetros de Nador y a unos veinte minutos en coche de la frontera con Melilla. Circulaban por el pueblo planos del viaje con las instrucciones para llegar a Europa. Solo había que pagar unos 800 euros por el billete de ida y vuelta desde Casablanca a Estambul. Para viajar a Turquía los marroquíes no necesitan visado.

    Una vez en Turquía había que deshacerse del pasaporte marroquí, comprar un carné sirio por unos 60 euros, pagarle a la mafia que se dedica a transportar refugiados hacia Grecia y hacerse pasar por sirio. A unos les salía el trayecto por el equivalente a 1.000 y a otros por 3.000. Las agencias de viajes empezaron a subir el precio de los vuelos a Estambul a medida que aumentó la demanda y las mafias también hicieron lo mismo.

    En septiembre partieron muchos jóvenes de Zgangán. No hay cifras oficiales. Pero la mayoría de las fuentes consultadas hablan de más de mil en un pueblo de apenas 30.000 habitantes. Algunos se hicieron vídeos durante el trayecto y comenzaron a difundirlas en Facebook. Iban a Alemania porque la mayoría de la gente en Zgangán tienen familias allí desde hace varias décadas. Mazyani y Abdelmalki probaron suerte junto a otro amigo el 17 de noviembre.

    “Llegamos hasta la frontera de Grecia con Macedonia”, relata Abdelmalki. “Pero ya no había manera de cruzarla. Lo intentamos hasta tres veces. Ilias me dijo que lo iba a probar una cuarta vez antes de renunciar. Y al intentar pasar la vaya quedó electrocutado”. Su familia aún espera recibir los restos de Ilias, que se encuentran en Grecia.

    El éxodo de jóvenes se ha extendido a otras zonas. El medio digital Le Desk asegura que en la ciudad de Safi (unos 600.000 habitantes) hay barrios como Hay Oued El Bacha o Derb Moulay El Hassan que han registrado “salidas masivas en los últimos meses”. “Desde la región de Nador han salido al menos más de mil jóvenes desde el pasado verano. Éste fue el primer lugar del país desde donde comenzaron a irse”, señala Omar Naji, presidente en Nador de la Asociación Marroquí de Derechos Humanos (AMDH).

    “Desde el año 2.000 el Estado empezó a hablar de grandes planes y proyectos de infraestructura para Nador”, comenta Naji. “Pero después de 15 años el resultado está aquí: no se ha hecho nada. El desarrollo del turismo del que se habló nunca ha llegado; el trabajo, tampoco. El propio rey dijo en uno de sus discursos que no ha visto el resultado de todos los proyectos que inauguró. El empresario más grande de Nador es Melilla. El contrabando sigue siendo la principal industria”.

    “¿Por qué los medios oficiales han silenciado este flujo masivo de emigrantes irregulares?”, se pregunta Omar Naji. “¿Por qué las autoridades no han hecho nada para frenarlo? El embajador marroquí en Grecia no ha dicho nada sobre los compatriotas que están allí sufriendo. Esa pasividad no es neutral. El Estado saca un beneficio político y económico. Primero, porque se quita de en medio a mucha gente del Rif, una zona que tradicionalmente ha tenido una postura crítica con el Estado. Y segundo porque esos parados, unas vez que consiguen trabajo en Europa, empiezan a enviar dinero a Marruecos. Las remesas son una de las principales fuentes de ingresos del país”.

    Ramsise Bulaiun, director del sitio digital Nadorcity, asegura que desde enero ha bajado mucho el número de salidas. “Pero hasta hace un mes ésa era la conversación de todo el mundo. Nosotros hicimos una investigación hablando con las principales agencias de viajes y dedujimos que en los últimos tres meses han debido salir desde la región de Nador entre 1.500 y 1.800 personas. Hay muchos jóvenes que no se fueron porque no consiguieron reunir los 3.000 euros que cuesta el viaje. Le hemos preguntado a las autoridades por qué no se hace nada para impedir este éxodo y nos han dicho: ‘no hay ninguna ley que nos permita impedir a alguien que viaje como turista a Estambul”.

    Bulaiun indica que aún hay pateras que salen de la costa con inmigrantes, a pesar de que Marruecos ha estrechado el cerco contra la inmigración ilegal. “Pero el viaje en patera es mucho más caro, sale por unos 8.000 euros. A veces son pateras cargadas de droga y el inmigrante, además de pagar, tiene que descargar la mercancía”.

    En octubre empezaron a difundirse en Internet los primeros vídeos de jóvenes que llegaron a Alemania provenientes de Nador. Se trasladaban en autobús desde Estambul a la ciudad turca de Izmir. Después iban en lanchas hasta la isla griega de Lesbos. Más tarde, en barco hasta Atenas, como refugiados sirios. En total, seis países hasta llegar a Alemania.

    El 3 de enero, un cantante de la ciudad, Jouhan Nouri, difundía en Youtube la canción "Carretera a Turquía", donde contaba la peripecia de muchos jóvenes. “Después de publicar esa canción, él mismo hizo la ruta a Turquía y ahora publica en Facebook fotos desde España”, comenta un amigo suyo.

    Otro de los vídeos que circula en Internet es el de dos hermanos de Zgangán. “Se fueron sin decírselo a su padre, explica un empleado de una organización humanitaria que prefiere ocultar su nombre. “Pero cuando llegaron a Macedonia tuvieron que pedirle desde allí dinero al padre para seguir el camino. El padre está muy enfadado con ellos. Es agricultor, tiene tierras y ovejas. Dice que se podían haber quedado con él a trabajar en el campo”.

    “La mayoría de los que se fueron eran gente parada, pero no pobres”, señala la misma fuente. “Tienen buena ropa, teléfonos de última generación y son capaces de reunir hasta los 3.000 euros que cuesta el viaje. Ven a los marroquíes que llegan de Europa en verano con sus buenos coches y quieren vivir como ellos. El problema es que aquí no hay futuro. Mucha gente trabaja como porteadores en el contrabando de la frontera. Se ganan el equivalente a 10 euros al día y eso es todo”.

    Mohamed tiene 39 años, está casado, con dos hijos, y vive en Zgangán. No quiere revelar su apellido, pero cuenta la historia de su hermano de 32 años, que partió en septiembre hacia Alemania. “Desde Alemania se fue a Bélgica, donde vive con una hermana de mi madre. Se fue junto a otros 10 muchachos del pueblo. De momento no ha encontrado trabajo, no tiene nada, pero al menos tiene esperanza. Su objetivo es conseguir los papeles y la única forma de conseguirlo es casarse. A pesar de que vive con nuestra tía nosotros le enviamos dinero desde aquí para que pueda vivir. Así es como se ha hecho siempre en esta tierra. Cuando encuentre trabajo le tocará a él mandarnos dinero”.

    Más de 10.000 inmigrantes marroquíes en situación irregular han llegado en solo dos meses a Alemania, según han informado a la agencia fuentes diplomáticas de Alemania en Rabat. Esta oleada ha hecho que la canciller Angela Merkel, a quien en Nador llaman “la tía Merkel”, y Mohamed VI hayan acordado el 27 de enero la repatriación “sin demora” de los inmigrantes irregulares. Suecia también estudia con Marruecos cómo repatriar a 800 menores que llegaron entre 2014 y 2015.

    Las restricciones en las fronteras europeas y estos acuerdos de repatriación han logrado frenar el éxodo de jóvenes.

    Jóvenes marroquíes se hacen pasar por sirios para llegar a Alemania | Internacional | EL PAÍS

    Dejar un comentario:


  • Jhr cronos
    respondió
    Re: Los problemas en Europa

    Parece que las medidas impuestas por la Unión Europea tampoco funcionan
    Como que fueron diseñadas para pagar a los bancos, no para salvar a Grecia.

    La OTAN manda barcos para frenar a los migrantes

    La alianza militar del Atlántico Norte lanzó una misión naval sin precedentes en el mar Egeo para intentar frenar el flujo de migrantes que desde las costas de Turquía intentan alcanzar las islas griegas. Según anunciaron, se rescatará a los náufragos, que serán devueltos a territorio turco, y se apuntará a desmantelar las bandas de traficantes de personas.

    La OTAN "está en estos momentos redirigiendo un grupo naval hacia el Egeo, sin tardar, para iniciar la vigilancia de las actividades marítimas", dijo el secretario general de la Alianza, Jens Stoltenberg, luego de que los ministros de Defensa avalaran en Bruselas el pedido de Alemania, Turquía y Grecia.
    ...
    Página/12 :: Ultimas Noticias :: La OTAN manda barcos para frenar a los migrantes
    Me pregunto si la OTAN es realmente el organismo adecuado. A fin de cuentas, ES un ejército. ¿No debería tener europa alguna organización civil que se encargue de asuntos civiles?

    **************
    **************

    Parece que ya se convencieron de que Turquía se embolsilló los 3000 millones de euros y deciden bloquear a los rfugiados con sus propias manos. Por cierto, que creo que eso era ilegal y contrarioa los derechos humanos, pero eso hoy en día no preocupa demasiado.

    Dejar un comentario:


  • Assali
    respondió
    Re: Los problemas en Europa

    Tambien tiembla el Deusche Bank...

    Dejar un comentario:


  • Teodofredo
    respondió
    Re: Los problemas en Europa

    Parece que las medidas impuestas por la Unión Europea tampoco funcionan

    Grecia vuelve a entrar en recesión dos años después


    Ganaderos y agricultores protestan ante el Ministerio de Agricultura en Atenas (Grecia) contra el plan de reforma de las pensiones. EFE

    El PIB del país heleno se contrajo un 1,9% interanual entre octubre y diciembre

    EL PAÍS - Madrid 12 FEB 2016 - 14:00 CET
    La economía griega vuelve a entrar en recesión 24 meses después, tras un año de turbulencias marcado por la negociación del tercer rescate a sus finanzas públicas y el corralito. El PIB del país heleno se contrajo un 1,9% interanual entre octubre y diciembre y encadena ya dos trimestres consecutivos en negativo, el periodo mínimo para considerar que una economía está en terreno recesivo. En términos intertrimestrales, la economía del país mediterráneo se contrajo un 0,6% en el tramo final del año —ligeramente menos de lo que se preveía— tras caer un 1,4% entre julio y septiembre, según las cifras publicadas este miércoles por la agencia estadística comunitaria, Eurostat. El acuerdo definitivo del tercer tramo del rescate preveía una caída del PIB del 2,3% en todo 2015. Para este año, la Comisión Europea espera que la economía griega se contraiga un 0,7%.

    La economía griega es, con diferencia, la más golpeada de Europa tras desde el inicio de la Gran Recesión. Desde septiembre de 2008, el PIB heleno ha perdido más de la cuarta parte de su valor, mientras que su población se ha mantenido prácticamente estable. En los últimos ocho años, el paro en Grecia se ha disparado hasta el 26,5%, la cifra más alta de toda la Unión Europea (UE). Y el paro juvenil supera con creces el 50%.

    Inmerso en una espiral de austeridad y crecimiento negativo, el pasado día 4 Grecia volvió a ver desfilar por las calles de su capital, Atenas, a decenas de miles de manifestantes durante la tercera jornada de huelga general contra el Gobierno de Alexis Tsipras. Las protestas contra el Ejecutivo se centran, ahora, en la reforma de las pensiones. Cabe recordar que este verano, el país heleno sufrió un corralito para evitar una fuga masiva de depósitos que habría puesto a la banca del país contra las cuerdas.

    "Creemos que la debilidad de la demanda interna seguirá durante todo 2016; habrá que ver hasta qué punto esta corriente negativa puede ser compensada con un aumento de la inversión y de las exportaciones", apunta Tassos Anastasatos, economista de Eurobank Ergasias, en declaraciones a Bloomberg.

    Las dudas sobre Grecia van más allá del signo negativo de su economía. La deuda pública, el problema más acuciante del país en los últimos años, galopa por encima del 180% del PIB y el déficit sigue sin suturarse. Este jueves, el máximo responsable del FMI para cuestiones de deuda de países europeos, Paul Thomsen, mostró en un artículo publicado en el blog del Fondo su preocupación por que los temores de una posible salida del euro se reaviven si Grecia no logra presentar un plan creíble de contención de la deuda.

    Grecia vuelve a entrar en recesión dos años después | Economía | EL PAÍS

    Dejar un comentario:


  • Teodofredo
    respondió
    Re: Los problemas en Europa

    Europa en la niebla

    Merkel es la última compuerta para impedir el regreso a los muros en el Viejo Continente

    EL PAÍS - FRANCISCO G. BASTERRA - 12 FEB 2016 - 16:58 CET
    Europa se adentra en la niebla donde afronta un triple desafío simultáneo: humanitario, geopolítico y financiero, una tormenta perfecta. El ojo del huracán se halla a 3.500 kilómetros de Madrid, en Alepo; el Sarajevo europeo, la ciudad sitiada en que un día vivieron dos millones de personas y donde apenas quedan 300.000 que sobreviven como ratas en un dantesco paisaje de destrucción. Contemplar las imágenes captadas por el vuelo de un dron sobre las destripados edificios de lo que fue la segunda ciudad siria nos interpela sobre los límites de la crueldad humana.

    La agonía de Alepo, sin respuesta alguna de Europa o de EE UU, nos catapulta una nueva oleada de refugiados, desafío existencial para Europa que no sabemos como resolver; al que se suma la eventual salida del Reino Unido, con la consiguiente amputación geopolítica, económica y demográfica de la UE. Y, por último, el estallido de una crisis bancaria europea que afecta a Alemania, en su primer banco, el Deutsche Bank, a Francia e Italia. ¿El momento Lehman de Europa? Putin que va ganando en Oriente Medio, donde bombardea Alepo y sostiene a El Assad, y en Europa, cuya división persigue, se beneficia de esta triple conmoción.

    La UE puede que esté descosida y que incluso navegue a la deriva, cediendo principios y valores para calmar a los británicos, europeos excéntricos. Pero aún es el imán para los desheredados de la fortuna que en tropel tratan de llegar a Europa para construir una vida mejor. Esta capacidad de seducción es la fuerza inmaterial del proyecto europeo, que ya no camina hacia una unión más estrecha de sus pueblos.

    El manejo de la crisis de los migrantes será costosa y lenta, pero tenemos los medios para hacerlo. Tratar de fijar el mayor número posible de refugiados en Turquía y Jordania, darles trabajo allí y escolarizar a sus hijos es el primer paso. El control de las fronteras exteriores regularía la corriente, única posibilidad de paliar el rechazo populista que produce un torrente incontrolado. Hay que evitar que Merkel, que defiende contracorriente el valor de la dignidad europea, se vea forzada por debilidad política interna a iniciar una oleada de cierres de fronteras. El fin de Schengen es una herida mortal que Europa no se puede infligir. Y no solo por su fabuloso coste económico.

    Respondamos a la pregunta de si todavía la humanidad es un valor europeo. Alemania no está al borde del desastre por la llegada masiva de migrantes, por mucho que se empeñen los xenófobos de Alternativa por Alemania o los bávaros de la CSU que integran el Gobierno Merkel. No hagamos el juego a los populistas que más gritan. La canciller es la última compuerta para impedir el regreso a la Europa de los Muros. El genial dramaturgo y político checoslovaco, Vaclav Havel, estaba en lo cierto al afirmar que “esperanza no es la convicción de que algo saldrá bien, sino la certidumbre de que algo tiene sentido, independientemente de cómo se resuelva”. Acoger a los otros tiene todo el sentido.

    fgbasterra@gmail.com

    Dejar un comentario:


  • Jhr cronos
    respondió
    Re: Los problemas en Europa

    Originalmente publicado por Teodofredo Ver Mensaje
    Bueno hoy ya verán los noticieros...Nuevo planchazo de las bolsas europeas (-5,4% Milan, -4,7 Madrid, etc, etc..)
    ¿Y la zona Schengen? ¿Abierta o cerrada a los refugiados ya aceptados?

    Dejar un comentario:


  • Teodofredo
    respondió
    Re: Los problemas en Europa

    Bueno hoy ya verán los noticieros...Nuevo planchazo de las bolsas europeas (-5,4% Milan, -4,7 Madrid, etc, etc..)

    Dejar un comentario:


  • jalil
    respondió
    Re: Los problemas en Europa

    SIGUE EL FLUJO DE REFUGIADOS

    La OTAN manda barcos para frenar a los migrantes

    La alianza militar del Atlántico Norte lanzó una misión naval sin precedentes en el mar Egeo para intentar frenar el flujo de migrantes que desde las costas de Turquía intentan alcanzar las islas griegas. Según anunciaron, se rescatará a los refugiados náufragos, que serán devueltos a territorio turco, y se apuntará a desmantelar las bandas de traficantes de personas.

    La OTAN "está en estos momentos redirigiendo un grupo naval hacia el Egeo, sin tardar, para iniciar la vigilancia de las actividades marítimas", dijo el secretario general de la Alianza, Jens Stoltenberg, luego de que los ministros de Defensa avalaran en Bruselas el pedido de Alemania, Turquía y Grecia.

    Esta operación de vigilancia fronteriza constituye un cambio inédito en las misiones de la OTAN, creada como una organización militar de defensa en la Guerra Fría. El pedido lo lanzó la canciller alemana, Angela Merkel, en visita a Ankara el lunes, junto con las autoridades turcas.

    La UE teme que las llegadas aumenten con la reciente ofensiva del régimen de Damasco, respaldado por Rusia, en la región de Alepo (noroeste de Siria) que alejan la perspectiva de negociaciones de paz para poner fin a este conflicto de ya cinco años.

    Los detalles de la misión aún deben ser definidos, pero el objetivo es que provea "informaciones y una vigilancia esencial para ayudar a luchar contra el tráfico humano y las redes criminales, en cooperación con los guardacostas nacionales y la Unión Europea", explicó el secretario de Defensa estadounidense, Ashton Carter. A Berlín y Ankara se sumó Atenas. Los tres destacaron formalmente el miércoles "la necesidad de que la OTAN actúe rápidamente y Estados Unidos está de acuerdo", dijo Carter.

    "No se tratará de detener o repeler los barcos de refugiados", dijo Stoltenberg. Según el derecho del mar, los buques aliados estarían obligados a socorrer embarcaciones en peligro y trasladarlos al puerto más cercano.

    http://http://www.pagina12.com.ar/di...016-02-11.html

    Dejar un comentario:


  • Jhr cronos
    respondió
    Re: Los problemas en Europa

    Sí, porque la crisis es mundial, y no como quieren hacer parecer, que es cosa de unos pocos países de sur américa de cierta tendencia...

    De EU dicen que crece "vigorosamente", pero no dicen que crece su sector financiero y servicios, mientras que el sector industrial(que da los empleos de calidad y revelan el desarrollo de un país) pierde y se estanca.

    Dejar un comentario:


  • planeador
    respondió
    Re: Los problemas en Europa

    Puede ser un buen momento para Argentina de lograr inversiones en obra pública por parte del Estado y de empresas privadas para obtener capital accionario de fondos comunes de inversión.

    Dejar un comentario:


  • Teodofredo
    respondió
    Re: Los problemas en Europa

    Crisis económica en Europa - Los inversores se refugian en deuda a tipos negativos ante la crisis bursátil

    Las inversiones en emisiones de Gobiernos con rentabilidades por debajo del cero alcanzan el récord de 6,4 billones de euros

    EL PAÍS - IGNACIO FARIZA - Madrid 10 FEB 2016 - 09:01 CET
    La tormenta bursátil ha llevado a los grandes inversores a buscar activos como alternativa para su liquidez y los bonos soberanos de los países más seguros han ganado enteros en las carteras. El aumento del interés por los denominados valores refugio, junto con el empeoramiento de las perspectivas de crecimiento e inflación, llevaron ayer al volumen de deuda pública global con intereses negativos a tocar un nuevo máximo de 7,2 billones de dólares (6,4 billones de euros). La cifra implica que el 29% de los bonos soberanos en circulación, en vez de retribuir a sus tenedores, ya llevan aparejado el cobro de intereses.

    A fuerza de desplomes bursátiles, empeoramiento del cuadro macroeconómico global —tanto desde el punto de vista del crecimiento como desde el punto de vista de los precios—, medidas de política monetaria sin precedentes en medio mundo y resultados empresariales decepcionantes, la teórica excepcionalidad de los tipos de interés negativos se ha convertido en algo habitual.

    Aunque los indicadores aún no señalan una recesión en las economías desarrolladas, el enfriamiento de China y el resto de emergentes y las dudas sobre el sector financiero de muchos países europeos, entre ellos Alemania e Italia, han llenado de nubarrones el horizonte económico y han tumbado los mercados de renta variable en las últimas sesiones. Como respuesta, los inversores han huido hacia valores más seguros.

    “En el mercado de deuda pública, el comportamiento durante las últimas sesiones refleja una huida hacia activos refugio”, constataban ayer los técnicos del departamento de análisis de Banca March en un informe para clientes. También ayer, Japón —un país en el que la inflación flirtea mes a mes con el 0% y el estancamiento secular es un hecho— se sumó a Suiza en el club de Estados con rendimiento negativo en el bono a 10 años.

    Sin llegar a ese nivel, el interés de la deuda alemana al mismo plazo, considerada el activo más seguro de la eurozona, ha bajado hasta el 0,233%, cerca de su mínimo histórico del año pasado. También el bono estadounidense a una década vista, otro de los refugios preferidos por los inversores de todo el mundo, cotiza en zona de mínimos.

    Las curvas de deuda se tiñen de rojo en los plazos más cortos, en los que hasta los países periféricos —que han visto cómo su prima de riesgo ha subido con fuerza en los últimos días en paralelo al aumento de los riesgos globales— emiten en negativo. A finales de 2015, España cobró por primera vez a los inversores de letras a 12 meses y tanto los bonos españoles como los italianos bordean el 0% en el mercado secundario.

    ¿Durará mucho esta situación anómala? Diego Mendoza, de AFI, cree que no debería prolongarse en el tiempo, pero subaya que todo depende de la evolución de la economía mundial. “Si los tipos negativos continúan durante mucho tiempo, será una muy mala señal porque significará que las cosas van a peor, tanto en términos de crecimiento como en términos de inflación”.

    El desplazamiento hacia valores más seguros no se limita a la renta fija. En el mercado de divisas, el yen japonés —que tiende a fortalecerse en momentos de incertidumbre gracias al superávit por cuenta corriente nipón— cerró ayer en su nivel más bajo desde finales de 2014 y va camino de registrar su mejor semana en siete años.

    Y en el mercado de materias primas, el oro —activo refugio por excelencia—, se situó ayer en 1.200 dólares por onza, un nivel inédito desde el verano del año pasado, cuando se dispararon los temores sobre la salud de la economía china y, por ende, del conjunto de la economía mundial. Hoy, esos temores, lejos de disiparse, se han multiplicado.

    Los inversores se refugian en deuda a tipos negativos ante la crisis bursátil | Economía | EL PAÍS

    Dejar un comentario:


  • mariano8899
    respondió
    Re: Los problemas en Europa

    Unos refugiados violarón cientos de mujeres Alemanas, el gobierno y las autoridades policiales lo ocultan, los Alemanes salieron a protestar, otros pasarón a la acción directa, claro les dierón en la moral, es lo minimo que podian hacer.... al parecer esto es lo que les molesta a los liberales. Demasiada parcialidad en el articulo, mezcla a los judios a los musulmanes a un X de Pegida y hace todo un junte para que la gente sienta lastima y si opinas distinto sos un islamófobo. Me sorprende los numeros: 800 mil refugiados por año hasta 2017, no comprendo que esta haciendo Merkel con Alemania.

    Dejar un comentario:


  • BND
    respondió
    Re: Los problemas en Europa

    Alemania: el regreso de los viejos demonios


    Pese a que es la cuarta potencia económica, el escándalo de Volkswagen y la crisis de los refugiados golpean el orgullo alemán, fortalecen a la derecha xenófoba y comprometen a Merkel.

    Haga clic en la imagen para ver una versión más grande

Nombre:	20160205_1070_observador_000_dv2118062.jpg
Visitas:	1
Size:	225,3 KB
ID:	610886

    Una noche a fines de enero, la canciller alemana Angela Merkel acudió a un concierto de piano de Antonio Acunto en el Konzerthaus de Berlín. Aunque es una melómana refinada, no asistió por la música, sino porque se trataba de una velada a beneficio de los refugiados, un acontecimiento que representaba una excelente ocasión para reforzar su popularidad en acelerada disminución.

    Durante el entreacto, la canciller caminó unos pasos hasta el palco donde estaba el reverendo Rainer Eppelmann, una referencia moral del país. En 1990, después de la caída del Muro de Berlín, ese pastor protestante dirigió Despertar Democrático, un partido formado en la República Democrática Alemana (RDA) para tratar de impulsar la reunificación: “¿Qué hay que hacer para que vuelva la esperanza a este país?”, le dijo la canciller al borde de las lágrimas.

    Merkel era consciente del desmoronamiento psicológico y de la pérdida de confianza que están martirizando a Alemania desde hace meses. Hace un año y medio, cuando ganó el Mundial de fútbol, se decía que Alemania había perdido definitivamente el complejo de culpa que arrastraba desde la Segunda Guerra y que había empezado una nueva era en el país.

    Nueva caída. Ahora, con el escándalo de Volkswagen y la crisis de los refugiados, el país volvió a caer otra vez presa de sus viejos demonios hasta el punto de que puede terminar precipitando la caída de Merkel.

    En apariencia nada cambió. El país más poblado de Europa –con 81,2 millones de habitantes– sigue siendo la cuarta potencia económica del mundo (con un PBI nominal de 3,9 billones de dólares en 2015), centro de gravedad de la Unión Europea (UE) y polo dominante de la zona euro, el tercer exportador mundial (detrás de China y Estados Unidos), con un total de 1,1 billones de euros en 2014, con un excedente comercial de € 217.000 millones.

    Individualmente, los alemanes son los europeos que, estadísticamente, mejor resistieron la crisis. A pesar de un crecimiento relativamente débil (1,8%), pero con una tasa de desempleo de 6,2% de la población activa, una inflación de 0,3% para el total de 2015 y un excedente presupuestario de € 12.100 millones, el país mantiene un vigor y una estabilidad que le permitieron lograr un aumento récord del salario real de 2,5% en un año y elevar el ingreso promedio a € 48.226 anuales.

    Alemania es, para decirlo en una palabra, el país más dinámico, estable y próspero de Europa. Pero al mismo tiempo es un gigante con pies de barro, probablemente debido a esa fisura psicológica que arrastra desde el final de la Segunda Guerra Mundial y que no pudieron curar ni el milagro económico de los años 60, ni la reunificación del país concretada en 1990, ni los títulos acumulados en los mundiales, en la Champions League, en automovilismo con Michael Schumacher y en tenis con Boris Becker y Steffi Graf.

    Cada vez que parece llegar al apogeo de su gloria, entra en una fase de depresión que replantea las dudas existenciales que arrastra desde hace más de 70 años. Una de las últimas crisis de confianza fue provocada por el escándalo del fraude cometido por Volkswagen en los motores diésel de los modelos que se venden en Estados Unidos.

    Ese episodio *–vergonzoso en un país puritano que no cesa de proclamar las virtudes de la honestidad y la transparencia– hirió el orgullo nacional porque salpicó el prestigio de una empresa considerada hasta ese momento como modelo de la excelencia industrial alemana.

    El otro impacto emocional que no pudo metabolizar el país fue la llegada de casi un millón de migrantes en 2015. Ese desplazamiento masivo de refugiados, sin precedentes en Europa desde el final de la Segunda Guerra, suscitó al principio una ola de euforia de dimensiones casi deportivas. En ese período de euforia, Angela Merkel abrió las fronteras sin ninguna discriminación y llegó a decir que el país estaba dispuesto a recibir un promedio de 800 mil refugiados por año hasta 2017. Fue la medida más audaz que adoptó durante sus diez años en el poder, lo que justificó la decisión del semanario norteamericano Time de nombrarla Persona del Año, mientras varias organizaciones y personalidades internacionales propusieron su nombre para el Premio Nobel de la Paz.

    También se dijo, una vez más, que esa política de generosidad probaba que, finalmente, Alemania había superado sus demonios del pasado.

    Ese espejismo duró pocas semanas porque, a medida que aumentaba el flujo de inmigrantes y crecía la admiración internacional, también se potenciaba el rechazo de amplios sectores de la opinión pública excitados por la retórica xenófoba de movimientos populistas como Alternativa para Alemania (AfD) o abiertamente racistas como Pegida (sigla en alemán de Europeos Patriotas contra Islamización de Occidente).

    El punto definitivo de inflexión ocurrió la noche del 31 de diciembre en la ciudad de Colonia, donde “varios centenares” de hombres jóvenes “de origen árabe y norafricano” robaron, acosaron sexualmente y violaron a más de 500 mujeres.

    Ese episodio también sirvió para mostrar que la cara oscura de Alemania todavía no desapareció por completo: como ocurría en la ex RDA o en la época del nazismo, donde la ley del silencio era una garantía de tranquilidad política y hasta de supervivencia, durante casi cinco días la policía e incluso la prensa silenciaron la saturnal de la noche de Año Nuevo. Aplicando una interpretación sui generis del principio de políticamente correcto, creyeron que denunciar esos desmanes perjudicaría la causa de los refugiados, según confesaron en las semanas siguientes.

    Como era previsible, ese episodio sirvió para avivar el odio racista e islamófobo. Un partidario de Pegida le exigió a Merkel que asumiera la responsabilidad por haber “dejado entrar a esa chusma”. Al mismo tiempo, los grupos xenófobos y los movimientos de extrema derecha encontraron el pretexto ideal para intensificar la ola de ataques e incendios contra albergues de migrantes y agresiones personales contra refugiados.

    “Alemania tiene un problema de xenofobia”, admitió en Berlín el ministro de Interior alemán, Thomas de Maizière, durante un debate con los responsables de la policía criminal federal. Para sostener sus afirmaciones, el ministro exhibió dos cifras elocuentes: los ataques racistas se quintuplicaron en el último año (pasaron de 199 en 2014 a 1.005 en 2015). El jefe de policía de Leipzig fue aún más drástico: el país vive “un ambiente de pogroms”, aseguró aludiendo a las persecuciones de judíos en los años del nazismo.

    En pocos meses ese encadenamiento de episodios de violencia provocó un cambio abrupto del clima político en Alemania.
    Alarmado por esa escalada, el columnista Ross Douthat del New York Times escribió recientemente que para evitar “un resurgimiento del estilo de violencia política de los años 30”, la mejor solución era que Angela Merkel se fuera.

    No es el único que piensa eso. Las críticas contra Merkel que llovieron en las últimas semanas y la rebelión de 100 diputados democristianos indican que existe una conspiración en marcha para precipitar un cambio en la cúspide del gobierno. El grupo rebelde que opera en la penumbra cree que, en una primera fase, el hombre ideal para asegurar el relevo es el actual ministro de Finanzas, Wolfgang Schäuble, de 73 años. Condenado a desplazarse en una silla de ruedas desde que fue baleado por un desequilibrado en 1990, cuando era ministro de Interior en el gobierno de Helmut Kohl, es uno de los políticos más populares de Alemania, gracias al prestigio que cosechó como artífice del nuevo milagro económico alemán.

    A diferencia de Franklin D. Roosevelt, que ocultaba su incapacidad bajo una frazada, Schäuble sabe explotar su “diferencia”. En una entrevista que concedió al semanario Der Spiegel en 2011 admitió que cuando sueña se ve caminando. En estos años demostró que, a 12 km por hora –la velocidad que desarrolla su silla de ruedas– puede ir mucho más rápido y es capaz de llegar más lejos que cualquiera de sus adversarios.

    Perfil

    Dejar un comentario:


  • Jhr cronos
    respondió
    Re: Los problemas en Europa

    Expertos de la ONU creen que Assange sufre una detención ilegal

    El fundador de Wikileaks había dicho que se entregaría a Reino Unido si el fallo era contrario a él
    También dice la sentencia de la ONU que Assange merece una compensación por el tiempo que ha estado detenido o confinado.

    Inglaterra ya dijo que se la suda la sentencia, y que hará lo que le venga en ganas. Las sentencias de la ONU nunca suelen afectar a las grandes potencias.

    Pero al menos queda la constancia de dónde estaba la justicia.

    Berlín toma 14 aeropuertos: crece el botín alemán en la Grecia rescatada
    Cuando la mayor parte del gobierno de Syriza se rindió, desobedeciendo el mandato popular expresado por voto directo que le ordenaba no firmar esos contratos, el grupo duro de Syriza (que incluye a su exministro Varoufakis), decidió salir del gobierno y dicen que del partido.

    De ese modo, Syiriza quedó a merced de los blanditos incapaces de enfrentar los planes de la oligarquía europea.

    Y las consecuencias se ven.

    Esperemos que el pueblo griego vuelva a movilizarse para reclamar su país.

    Dejar un comentario:

Trabajando...
X