Anuncio

Colapsar
No hay anuncio todavía.

Los problemas de Argentina-

Colapsar
Este tema está cerrado
X
X
 
  • Filtrar
  • Tiempo
  • Mostrar
Limpiar Todo
nuevos mensajes

  • Re: Los problemas de Argentina-

    - rodnoc para Vos y para tano. Uds. en Mendoza tienen un gobernador jujeño con nombre de mejicano de la serie del Zorro: Paco Perez que ya tanteó a la opinión pública con un reforma de la Constitución Provincial para incorporar la re-re??

    Comentario


    • Re: Los problemas de Argentina-

      El análisis
      Un decreto de Cristina que lleva al paroxismo su poder

      Por Adrián Ventura | LA NACION
      Ver perfil

      Comentá256
      inShare

      A partir de hoy, el Grupo Clarín, Techint, el Banco BBVA Francés o cualquier otra empresa que cotiza en Bolsa estarán bajo la amenaza más absoluta de ser intervenidas, en cualquier momento, sin ninguna clase de control judicial previo.

      Seamos simples y claros. Los jueces y sus tradicionales atribuciones de frenar los excesos del poder político, que para los ciudadanos son una garantía, quedaron dibujados. Y Cristina Kirchner decidió concentrar el poder hasta niveles impensados hasta ahora.

      Veamos. Hasta noviembre pasado, el Gobierno, si quería nombrar un veedor en el directorio de una empresa o si, directamente, quería remover al directorio, debía pedírselo al juez comercial y tener un motivo para tomar esa decisión drástica.

      Pero la Presidenta, se sabe, nunca confió en esos jueces que, por ejemplo, no le permitieron apoderarse de Papel Prensa o de otras firmas.

      Entonces, el 29 de noviembre pasado, la ley de mercado de capitales, en su artículo 20, corrigió esa debilidad presidencial: dispuso que la CNV, sin participación de un juez, puede desplazar al directorio de una empresa con la sola invocación de que está en riesgo el derecho de los accionistas minoritarios. Aunque el artículo 144 seguía exigiendo que la CNV, para nombrar al interventor, sí contase con la venia judicial.

      Tal vez Cristina Kirchner se haya preguntado, en su fuero íntimo, si no sería mejor prescindir completamente de los jueces. Y por eso, el decreto 1023 que ella anunció anteanoche en la Bolsa de Comercio y que se publicó ayer en el Boletín Oficial, elevó hasta el paroxismo ese poder presidencial. En efecto: la CNV, sin intervención judicial, también podrá designar al interventor, que podrá ser alguien de la CNV o cualquier otra persona que nombre ese organismo. Discrecionalidad en estado puro.

      En apenas siete meses, la Presidenta, con una ley y un decreto, logró cerrar el círculo de una concentración de poder que, por su intensidad, terminarán por hacer creer que la vieja ley de abastecimiento es un juego de niños.

      El poder de la Presidenta sólo parece seguir una única lógica: concentrar aun más poder.

      Pero desde el punto de vista empresario, las preguntas son muchas.

      ¿Qué empresa podrá sentirse realmente a salvo de alguna arbitrariedad frente a un poder tan omnímodo?

      ¿Qué empresa tendrá realmente la intención de aumentar sus inversiones en el país si, en cualquier momento, la Presidenta y la CNV pueden echar al directorio de la firma y, en su lugar, sentar a Guillermo Moreno, a Diego Bossio, a Axel Kicillof o a cualquier otro funcionario?

      La ley de mercado de capitales fue pensada y aprobada, casi entre gallos y medianoche, cuando sólo faltaba un día para terminar el período ordinario de sesiones de 2012 y su objetivo siempre fue claro: poder intervenir al Grupo Clarín con la mayor facilitad posible y casi sin intervención judicial. El decreto 1023 facilita aun más la tarea.

      Pero ninguna empresa, periodística o de cualquier rubro, podrá asegurar que está fuera del alcance de ese poder de fuego, al que sólo se podrá calmar prometiendo sumisión y obediencia.

      lanacion.com - Información confiable en Internet 

      Comentario


      • Re: Los problemas de Argentina-

        La urgencia de Moreno por los dólares no tiene límites

        POR MARCELO BONELLI

        El secretario de Comercio está apelando a todo su arsenal de recursos para hacer suscribir a los bancos los bonos del blanqueo a cambio de divisas depositadas en plazos fijos.
        IMÁGENES

        Autoridad sin freno. Moreno, al salir de los Tribunales de Comodoro Py. /GUSTAVO CASTAING
        COMPARTIR
        Votar3Email0
        66
        ETIQUETAS
        Panorama empresarial
        02/08/13

        Guillermo Moreno quiere obligar a los bancos a que hagan una suscripción compulsiva de los Baade, los bonos para el desarrollo que se incluyen en el blanqueo de capitales.

        El secretario de Comercio pretende que las entidades suscriban esos títulos con los dólares que tienen inmovilizados en el Banco Central.

        Son fondos que están en las arcas de la autoridad monetaria como cobertura de los depósitos en divisas de sus clientes.

        Se trata de unos US$ 6.921 millones que los argentinos tienen colocados a plazo fijo y que, por propia resolución del BCRA, están inmovilizados para darle certeza a los ahorristas.

        Moreno intenta que parte de esos dólares sean reemplazados en el BCRA por los bonos que otorga el Gobierno y así apropiarse de los billetes.

        La medida refleja el fracaso que enfrenta el blanqueo y toca un tema tan sensible como la fortaleza del sistema.

        Moreno propuso esta solución frente a los líderes de varios bancos importantes que operan en el país. Entre ellos se encuentran referentes como Jorge Brito, Luis Ribaya, Eduardo Escassany, Eduardo Elsztain y Ricardo Moreno. También se contactó con el Banco Santander, aunque en la entidad española lo niegan. El secretario hizo el pedido en reuniones individuales con cada uno de los financistas.

        La delicada cuestión fue tratada informalmente en Adeba, que agrupa a los bancos nacionales, y en ABA, de la banca extranjera.

        La propuesta alarmó a los banqueros y, en su mayoría, manifestaron su rechazo porque puede debilitar la solidez del sistema financiero.

        Pero algunos alentaron a Moreno, pensando que el Gobierno les ofrece un excelente negocio: desbloquear fondos inmovilizados en el BCRA (los encajes en dólares) y armar una bicicleta financiera que podría reportar ganancias del 30%. Moreno les propuso disfrazar la operación bajo un lema pomposo: “Apoyo Patriótico”.

        Pero el temor de la mayoría de los directivos obedece a que el funcionario quiere reemplazar los dólares físicos depositados en el BCRA por un bono y poner a disposición del Tesoro esos millones contantes y sonantes.

        La medida tiene un solo precedente y fue en el otoño del 2001. El ex ministro Domingo Cavallo obligó a los banqueros a suscribir bonos públicos que un año después entraron en default.

        La cuestión alteró también a Mercedes Marcó del Pont , quien comunicó al sistema que está en contra. Del Pont elaboró un paper que cuestiona la propuesta al menos por tres motivos: – No aumenta las reservas. Sólo sustituye los dólares genuinos de los ahorristas en custodia del BCRA por un titulo del Tesoro que vence en 2016.

        –La medida debilita a los bancos y puede generar un clima de desconfianza de los ahorristas que ocasione una mayor caída de los depósitos en dólares. Ya el cepo provocó una baja de US$ 7.000 millones.

        –La desconfianza y la fuga de depósitos puede recalentar el mercado de divisas paralelo.

        Por eso, la cuestión provocó en las últimas jornadas otro fuerte enfrentamiento entre Marcó del Pont y Moreno. El secretario de Comercio lanzó una dura crítica en la Quinta de Olivos. Así lo dijo: “ La Arrostito es una inútil ”. Para descalificar a la presidenta del Banco Central, el funcionario sin límites le aplica el apellido de la guerrillera desaparecida.

        La bronca de Moreno obedece también al evidente traspié por el que atraviesa su propuesta de blanqueo de capitales. Hasta ahora integra su colección de fracasos.

        En el primer mes de vigencia del blanqueo casi no hubo ingresos de divisas y las consultas en todo el sistema bancario sólo totalizan 1.400 casos, cuando durante el primer mes del último blanqueo habían sido 30.000.

        Moreno se comprometió ante Cristina Kirchner a obtener 4.000 millones de dólares. Ella lo tiene como su operador económico, pero aun así le puso algunos frenos.

        El fin de semana, la Presidenta lo borró a último momento de la comitiva que viajó a Brasil para visitar al papa Francisco. Le reprochó: “Quedate a trabajar”.

        Moreno es un creyente ferviente y el único del Gobierno que apoyó la designación de Jorge Bergoglio cuando la propia Cristina recibió con frialdad y cuestionamientos la elección del Papa argentino.

        La decisión de la Presidenta lo deprimió, pero estaría relacionada a una cuestión bilateral: Dilma Rousseff le pidió a Cristina que Moreno no tenga ninguna relación con su país.

        Ayer, Héctor Méndez recibió al flamante embajador de Brasil, Everton Vargas. El diplomático llega a Buenos Aires en medio de serios cuestionamientos de las empresas brasileñas a la política económica de la Argentina.

        En la reunión se conoció un dato que hará ruido: Fiat suspende su fábrica de Córdoba los lunes y viernes a causa de la caída de ventas a Brasil.

        También se habló de la reglamentación de la ley del mercado de capitales, en la cual el Gobierno reforzó la posibilidad de intervenir en las empresas.

        Ahora la CNV puede –sin que esté previsto en la ley– designar administradores y co-administradores en caso de desplazamientos del directorio.

        La medida, que busca habilitar ilegalmente la intervención del Grupo Clarín, también provoca otro efecto económico: los anuncios de inversión bajaron un 30% en el primer semestre.

        Existe un aislamiento internacional que el propio Miguel Galuccio reconoció en una reunión secreta que mantuvo con el grupo de ex secretarios de Energía. Los convocó para frenar las críticas a su muy deslucida gestión y les confesó: “El acuerdo con Chevron es secreto para evitar que Repsol embargue los fondos que la empresa transferirá a YPF”.

        Copyright Clarín, 2013.
        Editado por última vez por rodnoc; https://www.aviacionargentina.net/foros/member/4649-rodnoc en 02/08/13, 12:48:45.

        Comentario


        • Re: Los problemas de Argentina-

          - Hay una noticia de hoy que muestra como la economía está en crisis y porque hay tanta avidez por conseguir dólares.-
          - En el mes que transcurrió desde el 15.06 y el 15.07 la ex Chiccone imprimió 93 millones de billetes de $100,00 y ello ocurre cuando las reservas del Banco Central bajaron a u$s 37.000 millones de los cuales hay que descontar los "vales" firmados por la presidente y de los que nada se dice oficialmente.-
          - En cuanto a la justicia, es llamativo como el eje de los discursos de la presidente se apartó totalmente de los ataques a los Jueces desde que a Jaime, mientras estaba fugado, la Cámara anuló el pedido de detención porque no había peligro que se fugara.-
          - Saludos.-

          Comentario


          • Re: Los problemas de Argentina-

            Originalmente publicado por RA-Rosario Ver Mensaje
            - rodnoc para Vos y para tano. Uds. en Mendoza tienen un gobernador jujeño con nombre de mejicano de la serie del Zorro: Paco Perez que ya tanteó a la opinión pública con un reforma de la Constitución Provincial para incorporar la re-re??
            Si es tan B....o, que no se enteró que por decreto no puede convocar a la constituyente y se olvidó que dos veces les votamos en contra a dos gobernadores.

            Constitución de Mendoza

            Artículo 219 Esta Constitución podrá ser reformada en cualquier tiempo, total o parcialmente, en la forma que ella misma determina.


            Artículo 220 Podrá promoverse la reforma en cualquiera de las dos Cámaras o por iniciativa del Poder Ejecutivo, pero la ley que declare la necesidad de la reforma deberá ser sancionada por dos tercios de los miembros que componen cada Cámara y no podrá ser vetada.

            Artículo 221 Declarada por la Legislatura la necesidad de la reforma total o parcial de la Constitución, se someterá al pueblo para que en la próxima elección de diputados, se vote en todas las secciones electorales en pro o en contra de la convocatoria de una Convención Constituyente. Si la mayoría de los electores de la Provincia votase afirmativamente, el Poder Ejecutivo convocará a una Convención que se compondrá de tantos miembros cuantos sean los que componen la Legislatura. Los convencionales serán elegidos en la misma forma que los diputados.

            sdos
            Editado por última vez por rodnoc; https://www.aviacionargentina.net/foros/member/4649-rodnoc en 02/08/13, 18:17:52.

            Comentario


            • Re: Los problemas de Argentina-

              - Gracias rodnoc y si no entiendo mal, para una reforma primero se necesitan los dos tercios de la legislatura y luego lo que podemos llamar un "referendum" y después entonces convocar la Constituyente. Excelente!!!!
              - Aunque se puede agregar que los funcionarios deben durar en su cargo por el tiempo establecido al momento de asumir, es decir que une re-eleción es a partir del próximo funcionario.-
              - En realidad, sin necesidad que se lo haga constar es así, pero . . .
              - De todos modos lo de la Constitución de mendoza es muy interesante.-
              - Saludos.-
              Editado por última vez por RA-Rosario; https://www.aviacionargentina.net/foros/ en 02/08/13, 17:45:00.

              Comentario


              • Re: Los problemas de Argentina-

                Estimado RA, pero también tené en cuenta que el si debe ganar con el 50% más uno votos de los electores (50% + 1 del padrón), no de los votos emitidos. Ya paramos dos reformas, la última con el amigo Jaque en el poder. sdos

                Comentario


                • Re: Los problemas de Argentina-

                  Originalmente publicado por rodnoc Ver Mensaje
                  Estimado RA, pero también tené en cuenta que el si debe ganar con el 50% más uno votos de los electores (50% + 1 del padrón), no de los votos emitidos. Ya paramos dos reformas, la última con el amigo Jaque en el poder. sdos
                  - Ese es otro punto siempre sin aclarar, el 50% de los votos emitidos no es lo mismo que el 50% del padrón, una trampa con la que algunos se adjudican un porcentaje del electorado que no tienen.-
                  - Me alegra que la Consititución de Mendoza contemple éstos aspectos, sería muy bueno que se implementara en todas la provincias y en la CN.-
                  - Otor tema. Ayer estuvo en Rosario un hombre que me despierta una gran admiración por sus conocimientos y por su dedicación y es el Dr. Abel Albino de la Fundación CONIN.-
                  - Es un médico Pediatra especializado en desnutrición, que está radicado en Mendoza hace 60 años. Digamos que es un mendocino por adopción y vida, es emocionante escucharlo y saber de su dedicación y un lujo tenerlo y auncuando aún lleva su acción a todo el país, los mendocinos lo tienen.-
                  - Saludos.-

                  Comentario


                  • Re: Los problemas de Argentina-

                    Un modelo que agobia: el mal momento de las economías regionales

                    La suba de los costos internos empujados por la inflación, el atraso cambiario y la creciente presión fiscal complican la actividad de sectores que hasta hace poco tiempo eran grandes exportadores

                    Por Carlos Manzoni | LA NACION
                    Comentá66
                    inShare

                    Agobiada bajo un peso que ya no puede soportar, la hormiga dobla sus patas y se resigna a la idea de que esta vez su aporte de alimento a la comunidad será menor que el de otros tiempos. Así están en la Argentina actual las economías regionales, que un día fueron valuarte de la bonanza productiva y exportadora del país, pero que ahora se asfixian bajo una inflación galopante, un tipo de cambio atrasado, una presión impositiva creciente y regulaciones al comercio que entorpecen su actividad.

                    Verónica Sosa, especialista en economías regionales en la consultora Economía y Regiones, dice que luego de la salida de la convertibilidad estos sectores tuvieron una época dorada, pero en los últimos cinco años comenzó a complicarse su situación y se produjo un debilitamiento en líneas generales. "Cayeron todas las exportaciones regionales, debido a una menor producción por suba de costos, alta presión impositiva, tipo de cambio desfavorable e incertidumbre sobre la rentabilidad", explica Sosa.

                    Algunas cifras reflejan esta realidad. Según datos de la Copal (cámara que agrupa a la industria alimenticia), las exportaciones de alimentos y bebidas cayeron en 2012 un 3,9% en valor, respecto de 2011, mientras que la producción cayó 10 por ciento. Esa tendencia se mantuvo este año: de enero a mayo, las ventas externas cayeron 2,11% en valor, frente a igual período de 2012, mientras que la producción se redujo 4,6 por ciento.

                    En contra de lo que pregona el Gobierno, el mal momento de las economías regionales ha dado paso a una concentración de las ventas externas locales. Marcelo Elizondo, director de la consultora DNI, destaca que las exportaciones argentinas consolidan una dependencia de sectores en manos de grandes empresas y dejan a los sectores con mayoría de pymes, como los propios de economías regionales, en lugares de menos preponderancia y con menor incidencia que en 2005.

                    Así, mientras que en 2005 el país exhibía una menor concentración de sus exportaciones y los primeros cinco rubros exportables (residuos de la industria alimenticia, cereales, material de transporte, grasas y aceites, químicos) no llegaban a representar 40% del total, en 2010 ya mostraba una dependencia mayor de esos rubros (47% del total), algo que se mantiene hasta hoy.

                    Antonio Solimeno afirma que está en el peor de los mundos. Es empresario pesquero en Mar del Plata y jura que las cuentas no le cierran. "En estas condiciones, la rentabilidad no existe", se queja. Según recuerda Oscar Fortunato, presidente del Consejo de Empresas Pesqueras Argentinas, este quebranto se profundizó a partir de 2008, cuando el aumento de los costos internos empezó a ser mayor que la paridad cambiaria.

                    Fortunato señala que hay insumos que aumentaron hasta 300%, como el gasoil, el polietileno, las reparaciones navales y los servicios de puertos. "Esto nos pone en la peor situación; aunque trabajemos bien, perdemos", subraya. Las cifras del Servicio Nacional de Sanidad Animal (Senasa) ratifican sus dichos: en el primer semestre de 2013 la industria pesquera exportó 186.000 toneladas, casi un 8% más que en igual período de 2012; pero aun así recaudó 3,3% menos.

                    En Puerto Madryn, donde la pesca representa 30% de la actividad económica, hay empresas quebradas, como Harengus; otras que están en proceso de convocatoria de acreedores, como Conarpesa, y otras que atraviesan conflictos con sus empleados, como Alpesca y Pescargen.


                    NÚMEROS QUE NO CIERRAN

                    En tiempos de un muy buen precio internacional, a la lechería argentina no le dan los números. ¿Por qué? "Las distorsiones de la economía en términos de precios relativos, inflación y atraso cambiario, sofocan al sector", responde Juan Linari, asesor en temas lecheros de Carbap. Si eso no cambia, opina, no habrá un horizonte de crecimiento a largo plazo, con inversiones en infraestructura.

                    Hay cifras que hablan por sí solas: en 2000 el país produjo 10.100 millones de litros de leche, mientras que en 2011 llegó a los 11.200. Es decir que en 10 años solo creció 11%, mientras que en igual período Brasil aumentó su producción 62,2%; Uruguay, 60; Chile, 30, y Nueva Zelanda, 42. Pero hay algo más. Hoy quedan 11.000 tambos de los 16.000 que había en 2002, ubicados en la cuenca central de Santa Fe-Córdoba y las zonas productivas de Buenos Aires (60% de ellos en el Oeste). Para peor, mientras que otros países lecheros promocionan sus exportaciones y negocian acuerdos comerciales con sus compradores, la Argentina entorpece las ventas con los permisos de exportación (ROE).

                    La producción de peras y manzanas del Alto Valle de Río Negro es otra muestra de cómo se va camino a hipotecar el futuro de muchas economías regionales: allí se ve una menor inversión en nuevas plantaciones, algo clave para obtener eficiencia productiva y estar a la altura de las exigencias de la demanda mundial. Marcelo Loyarte, director ejecutivo de la Cámara Argentina de Fruticultores (CAFI), dice que el deterioro gradual de la competitividad desaceleró ese proceso. El resultado es elocuente: mientras que en 2003 había 2 millones de plantas de pera y manzana, en 2011 sólo hubo 600.000, según la CAFI. En tanto, según la Copal, la exportación de manzanas cayó en 2012 un 35,3% y la de peras, 11,2%, respecto de 2011.

                    Entre otras de las causas que golpean a estas economías, Daniel Funes de Rioja, presidente de la Copal, menciona a la gran presión fiscal. Un informe de Economía y Regiones sobre la recaudación impositiva de 17 provincias destaca que ésta creció 46% en el primer semestre del año. "Eso se debe en gran parte a que las modificaciones aplicadas sobre los sistemas tributarios dieron lugar a una nueva suba de la presión impositiva subnacional", explica el documento.

                    Sosa, de Economía y Regiones, acota que el costo del transporte también incide. Según precisa, en enero y febrero de este año tuvo una suba de 35%, respecto de igual bimestre de 2012. "Influye mucho a la hora de sacar el producto hasta los puertos", señala la economista.

                    Hace varios años que el vino dejó de vivir su boom en el país, para pasar a sufrir una ecuación que vuelve a la actividad cada vez menos rentable. Según la consultora especializada Caucasia Wine Thinking, las exportaciones vitivinícolas cayeron 13% entre enero y junio de 2013, respecto de igual período de 2012 (se pasó de 37,4 millones de litros a 32,5 millones).

                    Además, mientras que la inflación es de 25% anual, según consultoras privadas, el precio por litro sólo subió 9% en promedio. Pero hay que diferenciar entre categorías, porque mientras las de alta gama aún pueden subsistir, los de baja y media están en extinción. El tetrabrick cayó 30% en volumen, 3% en precio y 27% en facturación. "Hay negocios en los que se perdió mucho terreno, como en el de la caja de US$ 24 y en el del vino a granel", dice Rafael Squassini, director comercial de la bodega Dante Robino.

                    Esta situación conduce a una concentración, donde los pequeños y medianos, asfixiados por altos costos y baja rentabilidad, venden sus bodegas a grandes grupos, que cuentan con mayor espalda para aguantar hasta que las actuales condiciones cedan paso a otras mejores.

                    Los productores de uva, de cuya cosecha se destina un 97% para la industria vitivinícola, también son afectados, porque se les recorta el precio. El Observatorio Vitivinícola Argentino estima que el precio pagado al productor de uva malbec este año sufrió una baja de 12% sólo en valor nominal: el quintal de malbec este año se pagó $ 373,4, mientras que en 2012 se pagó $ 423,87 y en 2011, 422 pesos.

                    Los productores de ajo del Valle de Uco también ponen el grito en el cielo. Mario Leiva es uno de ellos, aunque dice que ya pronto dejará de serlo, porque le resulta antieconómico. Habrá que sumar entonces sus cinco hectáreas a los miles que se dejan de cultivar cada año: el promedio histórico de área sembrada con ajo en Mendoza es de 11.000 hectáreas, pero en 2012 se redujo a 9000 y, según Leiva, este año serán 7000.

                    Leiva pone un ejemplo para ilustrar cuál es el mal de su actividad: lograr una hectárea de 100.000 kilos de ajo morado en diciembre de 2012 costaba $ 52.000; mientras que un mes más tarde se necesitaban $ 72.000 para tener el mismo resultado (70% de esa suma va a salarios, un dato no menor si se toma en cuenta que se trata de una actividad de mano de obra intensiva, como la mayoría de las economías regionales).

                    La producción mendocina de ajos, que se vende casi en su totalidad (98%) a Brasil, fue en 2012 de 14 millones de kilos, pero este año serán un 20% menos. Ocurre que ante un aumento de insumos de 45% y un precio del kilo estancado en $ 1,80, por debajo del precio histórico de US$ 0,30 ($ 2,55, a la cotización paralela), la rentabilidad se esfuma. "Nos fundimos todos. El negocio se viene a pique", se lamenta Leiva.

                    CRISIS GENERAL

                    Jorge Day, economista del Ieral, filial Mendoza, comenta que también se encuentra en crisis la olivicultura en el país, puesto que luego de un período de buenos precios para el aceite de oliva, que alentó a muchos a emprender esta actividad, su cotización se desplomó. "También el sector de hortalizas está muy comprometido", agrega el especialista.

                    Centrada en Chaco, con algunas zonas de Santa Fe y Santiago del Estero, la campaña algodonera terminó con altibajos debido a condiciones climáticas adversas, suba de costos y valores magros, que no conformaron a los productores. Esto pone en duda la superficie de la próxima campaña, ya que se trata de un cultivo caro de implantar. En la última campaña se sembraron 440.000 hectáreas, pero por las pérdidas quedaron sólo 323.000. Ambas cifras están lejos de los 1.100.000 hectáreas que se cultivaron en el récord de 1972/73.

                    Desde Corrientes, Martín Rapetti canta su pena. Este productor arrocero, que trabaja 350 hectáreas en Curuzú Cuatiá, cuenta que hace diez años había 300 productores en su provincia, la mayor productora de arroz del país, mientras que hoy quedan menos de 90. "Muchos abandonaron el arroz y se dedicaron a la soja y el maíz, donde tienen menor inversión y mayor retorno", explica.

                    La caída de competitividad por suba de costos internos y tipo de cambio atrasado atraviesa el país de punta a punta (ver infografía), como una plaga. Desde los tabacaleros del Noroeste hasta los fruticultores del Alto Valle de Río Negro, pasando por los azucareros tucumanos y los citricultores del Nordeste, llega el mismo lamento.

                    lanacion.com - Información confiable en Internet*
                    Editado por última vez por rodnoc; https://www.aviacionargentina.net/foros/member/4649-rodnoc en 04/08/13, 17:21:45.

                    Comentario


                    • Re: Los problemas de Argentina-

                      Un modelo que agobia: el mal momento de las economías regionales

                      La suba de los costos internos empujados por la inflación, el atraso cambiario y la creciente presión fiscal complican la actividad de sectores que hasta hace poco tiempo eran grandes exportadores

                      Por Carlos Manzoni | LA NACION
                      Comentá66
                      inShare

                      Agobiada bajo un peso que ya no puede soportar, la hormiga dobla sus patas y se resigna a la idea de que esta vez su aporte de alimento a la comunidad será menor que el de otros tiempos. Así están en la Argentina actual las economías regionales, que un día fueron valuarte de la bonanza productiva y exportadora del país, pero que ahora se asfixian bajo una inflación galopante, un tipo de cambio atrasado, una presión impositiva creciente y regulaciones al comercio que entorpecen su actividad.

                      Verónica Sosa, especialista en economías regionales en la consultora Economía y Regiones, dice que luego de la salida de la convertibilidad estos sectores tuvieron una época dorada, pero en los últimos cinco años comenzó a complicarse su situación y se produjo un debilitamiento en líneas generales. "Cayeron todas las exportaciones regionales, debido a una menor producción por suba de costos, alta presión impositiva, tipo de cambio desfavorable e incertidumbre sobre la rentabilidad", explica Sosa.

                      Algunas cifras reflejan esta realidad. Según datos de la Copal (cámara que agrupa a la industria alimenticia), las exportaciones de alimentos y bebidas cayeron en 2012 un 3,9% en valor, respecto de 2011, mientras que la producción cayó 10 por ciento. Esa tendencia se mantuvo este año: de enero a mayo, las ventas externas cayeron 2,11% en valor, frente a igual período de 2012, mientras que la producción se redujo 4,6 por ciento.

                      En contra de lo que pregona el Gobierno, el mal momento de las economías regionales ha dado paso a una concentración de las ventas externas locales. Marcelo Elizondo, director de la consultora DNI, destaca que las exportaciones argentinas consolidan una dependencia de sectores en manos de grandes empresas y dejan a los sectores con mayoría de pymes, como los propios de economías regionales, en lugares de menos preponderancia y con menor incidencia que en 2005.

                      Así, mientras que en 2005 el país exhibía una menor concentración de sus exportaciones y los primeros cinco rubros exportables (residuos de la industria alimenticia, cereales, material de transporte, grasas y aceites, químicos) no llegaban a representar 40% del total, en 2010 ya mostraba una dependencia mayor de esos rubros (47% del total), algo que se mantiene hasta hoy.

                      Antonio Solimeno afirma que está en el peor de los mundos. Es empresario pesquero en Mar del Plata y jura que las cuentas no le cierran. "En estas condiciones, la rentabilidad no existe", se queja. Según recuerda Oscar Fortunato, presidente del Consejo de Empresas Pesqueras Argentinas, este quebranto se profundizó a partir de 2008, cuando el aumento de los costos internos empezó a ser mayor que la paridad cambiaria.

                      Fortunato señala que hay insumos que aumentaron hasta 300%, como el gasoil, el polietileno, las reparaciones navales y los servicios de puertos. "Esto nos pone en la peor situación; aunque trabajemos bien, perdemos", subraya. Las cifras del Servicio Nacional de Sanidad Animal (Senasa) ratifican sus dichos: en el primer semestre de 2013 la industria pesquera exportó 186.000 toneladas, casi un 8% más que en igual período de 2012; pero aun así recaudó 3,3% menos.

                      En Puerto Madryn, donde la pesca representa 30% de la actividad económica, hay empresas quebradas, como Harengus; otras que están en proceso de convocatoria de acreedores, como Conarpesa, y otras que atraviesan conflictos con sus empleados, como Alpesca y Pescargen.


                      NÚMEROS QUE NO CIERRAN

                      En tiempos de un muy buen precio internacional, a la lechería argentina no le dan los números. ¿Por qué? "Las distorsiones de la economía en términos de precios relativos, inflación y atraso cambiario, sofocan al sector", responde Juan Linari, asesor en temas lecheros de Carbap. Si eso no cambia, opina, no habrá un horizonte de crecimiento a largo plazo, con inversiones en infraestructura.

                      Hay cifras que hablan por sí solas: en 2000 el país produjo 10.100 millones de litros de leche, mientras que en 2011 llegó a los 11.200. Es decir que en 10 años solo creció 11%, mientras que en igual período Brasil aumentó su producción 62,2%; Uruguay, 60; Chile, 30, y Nueva Zelanda, 42. Pero hay algo más. Hoy quedan 11.000 tambos de los 16.000 que había en 2002, ubicados en la cuenca central de Santa Fe-Córdoba y las zonas productivas de Buenos Aires (60% de ellos en el Oeste). Para peor, mientras que otros países lecheros promocionan sus exportaciones y negocian acuerdos comerciales con sus compradores, la Argentina entorpece las ventas con los permisos de exportación (ROE).

                      La producción de peras y manzanas del Alto Valle de Río Negro es otra muestra de cómo se va camino a hipotecar el futuro de muchas economías regionales: allí se ve una menor inversión en nuevas plantaciones, algo clave para obtener eficiencia productiva y estar a la altura de las exigencias de la demanda mundial. Marcelo Loyarte, director ejecutivo de la Cámara Argentina de Fruticultores (CAFI), dice que el deterioro gradual de la competitividad desaceleró ese proceso. El resultado es elocuente: mientras que en 2003 había 2 millones de plantas de pera y manzana, en 2011 sólo hubo 600.000, según la CAFI. En tanto, según la Copal, la exportación de manzanas cayó en 2012 un 35,3% y la de peras, 11,2%, respecto de 2011.

                      Entre otras de las causas que golpean a estas economías, Daniel Funes de Rioja, presidente de la Copal, menciona a la gran presión fiscal. Un informe de Economía y Regiones sobre la recaudación impositiva de 17 provincias destaca que ésta creció 46% en el primer semestre del año. "Eso se debe en gran parte a que las modificaciones aplicadas sobre los sistemas tributarios dieron lugar a una nueva suba de la presión impositiva subnacional", explica el documento.

                      Sosa, de Economía y Regiones, acota que el costo del transporte también incide. Según precisa, en enero y febrero de este año tuvo una suba de 35%, respecto de igual bimestre de 2012. "Influye mucho a la hora de sacar el producto hasta los puertos", señala la economista.

                      Hace varios años que el vino dejó de vivir su boom en el país, para pasar a sufrir una ecuación que vuelve a la actividad cada vez menos rentable. Según la consultora especializada Caucasia Wine Thinking, las exportaciones vitivinícolas cayeron 13% entre enero y junio de 2013, respecto de igual período de 2012 (se pasó de 37,4 millones de litros a 32,5 millones).

                      Además, mientras que la inflación es de 25% anual, según consultoras privadas, el precio por litro sólo subió 9% en promedio. Pero hay que diferenciar entre categorías, porque mientras las de alta gama aún pueden subsistir, los de baja y media están en extinción. El tetrabrick cayó 30% en volumen, 3% en precio y 27% en facturación. "Hay negocios en los que se perdió mucho terreno, como en el de la caja de US$ 24 y en el del vino a granel", dice Rafael Squassini, director comercial de la bodega Dante Robino.

                      Esta situación conduce a una concentración, donde los pequeños y medianos, asfixiados por altos costos y baja rentabilidad, venden sus bodegas a grandes grupos, que cuentan con mayor espalda para aguantar hasta que las actuales condiciones cedan paso a otras mejores.

                      Los productores de uva, de cuya cosecha se destina un 97% para la industria vitivinícola, también son afectados, porque se les recorta el precio. El Observatorio Vitivinícola Argentino estima que el precio pagado al productor de uva malbec este año sufrió una baja de 12% sólo en valor nominal: el quintal de malbec este año se pagó $ 373,4, mientras que en 2012 se pagó $ 423,87 y en 2011, 422 pesos.

                      Los productores de ajo del Valle de Uco también ponen el grito en el cielo. Mario Leiva es uno de ellos, aunque dice que ya pronto dejará de serlo, porque le resulta antieconómico. Habrá que sumar entonces sus cinco hectáreas a los miles que se dejan de cultivar cada año: el promedio histórico de área sembrada con ajo en Mendoza es de 11.000 hectáreas, pero en 2012 se redujo a 9000 y, según Leiva, este año serán 7000.

                      Leiva pone un ejemplo para ilustrar cuál es el mal de su actividad: lograr una hectárea de 100.000 kilos de ajo morado en diciembre de 2012 costaba $ 52.000; mientras que un mes más tarde se necesitaban $ 72.000 para tener el mismo resultado (70% de esa suma va a salarios, un dato no menor si se toma en cuenta que se trata de una actividad de mano de obra intensiva, como la mayoría de las economías regionales).

                      La producción mendocina de ajos, que se vende casi en su totalidad (98%) a Brasil, fue en 2012 de 14 millones de kilos, pero este año serán un 20% menos. Ocurre que ante un aumento de insumos de 45% y un precio del kilo estancado en $ 1,80, por debajo del precio histórico de US$ 0,30 ($ 2,55, a la cotización paralela), la rentabilidad se esfuma. "Nos fundimos todos. El negocio se viene a pique", se lamenta Leiva.

                      CRISIS GENERAL

                      Jorge Day, economista del Ieral, filial Mendoza, comenta que también se encuentra en crisis la olivicultura en el país, puesto que luego de un período de buenos precios para el aceite de oliva, que alentó a muchos a emprender esta actividad, su cotización se desplomó. "También el sector de hortalizas está muy comprometido", agrega el especialista.

                      Centrada en Chaco, con algunas zonas de Santa Fe y Santiago del Estero, la campaña algodonera terminó con altibajos debido a condiciones climáticas adversas, suba de costos y valores magros, que no conformaron a los productores. Esto pone en duda la superficie de la próxima campaña, ya que se trata de un cultivo caro de implantar. En la última campaña se sembraron 440.000 hectáreas, pero por las pérdidas quedaron sólo 323.000. Ambas cifras están lejos de los 1.100.000 hectáreas que se cultivaron en el récord de 1972/73.

                      Desde Corrientes, Martín Rapetti canta su pena. Este productor arrocero, que trabaja 350 hectáreas en Curuzú Cuatiá, cuenta que hace diez años había 300 productores en su provincia, la mayor productora de arroz del país, mientras que hoy quedan menos de 90. "Muchos abandonaron el arroz y se dedicaron a la soja y el maíz, donde tienen menor inversión y mayor retorno", explica.

                      La caída de competitividad por suba de costos internos y tipo de cambio atrasado atraviesa el país de punta a punta (ver infografía), como una plaga. Desde los tabacaleros del Noroeste hasta los fruticultores del Alto Valle de Río Negro, pasando por los azucareros tucumanos y los citricultores del Nordeste, llega el mismo lamento.

                      lanacion.com - Información confiable en Internet*






                      Además de lo señalado, en Mendoza en general, pero en el sur en particular, ayer cayó como una bomba el Informe de la Dirección General de Irrigación respecto de los niveles niveológicos existentes y por ende de la futura (este verano) provisión de agua para riego. El subdelegado de la cuenca del Río Diamante Ing Fabio Ciacchio, informó por LV4 Radio San Rafael, que no sólo estamos en emergencia hídrica (lo cual no es la primer temporada, esta es la tercera, sino que la nieve acumulada hasta el momento es la mitad del invierno anterior por lo que si no nieva durante agosto copiosamente, las restricciones del agua de riego serán mayores que la cosecha anterior, lo cual acarrea merma en los rindes de los productos frutihortícolas, vitivinícolas, etc. sdos
                      Editado por última vez por rodnoc; https://www.aviacionargentina.net/foros/member/4649-rodnoc en 04/08/13, 17:20:02.

                      Comentario


                      • Re: Los problemas de Argentina-

                        Cristina llega a EE UU para dirigir el Consejo de Seguridad de la ONU - Infonews | Un mundo, muchas voces

                        Comentario


                        • Re: Los problemas de Argentina-

                          Desesperación oficial: El Gobierno blanqueará lo que sea

                          Se le acaba el tiempo al blanqueo de capitales y la cifra de dólares que captó el Banco Central apenas alcanza los US$ 25 millones de los US$ 4.000 millones que el Gobierno espera. Si bien días atrás el titular de la AFIP, Ricardo Echegaray, aseguró que “los contribuyentes van a esperar hasta último momento para ingresar", lo cierto es que desde la administración de Cristina Fernández buscan variantes para alcanzar el objetivo. A las presiones de Guillermo Moreno para captar blanqueadores, ahora quien tenga un activo en el exterior no declarado, desde un departamento o un yate hasta acciones, podrá venderlo a un tercero que directamente realice una transferencia hacia la Argentina para suscribir los cedines o el Baade.

                          05/08/2013| 08:48 comentá(5)printmailA+A-
                          Ampliar
                          Guillermo Moreno y Ricardo Echegaray, el tiempo se acaba.
                          VALOR AGREGADO
                          Lo ingresado por el blanqueo es apenas el 0,26% de lo que se espera
                          Blanqueo: el fracaso demanda dejar pasar las sospechas de lavado...
                          Blanqueo: analizan opciones que van hasta la colocación "compulsiva"


                          CIUDAD DE BUENOS AIRES (Urgente24).- El gobierno nacional se esfuerza por transmitir confianza y serenidad en su discurso sobre la marcha del blanqueo de capitales, pero sus acciones ya muestran la desesperación por el paso del tiempo y la magra cosecha de divisas.

                          Hasta el momento de los US$ 4.000 millones que Guillermo Moreno se pusieron como cifra deseable, pasado 1 mes de vigencia del blanqueo apenas se juntaron US$ 25 millones.

                          El 24/07 el titular de la AFIP Ricardo Echegaray, minimizó las bajas cifras recaudadas y señaló que "la experiencia indica que los contribuyentes van a esperar hasta último momento para ingresar", y que todo lo demás son "chicanas políticas".

                          Pero al mismo tiempo se enviaban miles de cartas a los posibles ‘blaqueadores’ intimando el blanqueo. Más de 300.000 misivas fueron enviadas, en las que se informa a los contribuyentes que se encontraron inconsistencias fiscales en el cruce de información entre el movimiento bancario y las declaraciones juradas que presentaron ante la AFIP.

                          El 19/07 Moreno presionó a compañías, concesionarias de servicios públicos, bancos, cerealeras, productores agropecuarios y cadenas de electrodomésticos para que se adhieran al blanqueo de capitales suscribiendo los certificados BAADE.

                          Y días atrás, el Secretario de Comercio tuvo la idea de obligar a los bancos a que hagan una suscripción compulsiva de los Baade, los bonos para el desarrollo que se incluyen en el blanqueo de capitales, con los dólares que tienen inmovilizados en el Banco Central como cobertura de los depósitos en divisas de sus clientes. Esos dólares srían reemplazados en el BCRA por los bonos que otorga el Gobierno y así apropiarse de los billetes.

                          La idea terminó siendo rechazada por el Banco Central el viernes ante referentes del sistema.

                          Pero ahora el Gobierno apela a otra estrategia para hacer más atractivo los Cedines que ya cumplieron 1 mes de vida el pasado 1/08 y no tienen un futuro promisorio para los 2 meses de vida que tienen por delante.


                          Según consigna este lunes 05/08 el diario Ámbito Financiero, a partir de ahora, quien tenga un activo en el exterior de manera no declarada, desde un departamento o un yate hasta acciones en una sociedad, podrá decidir venderlo a un tercero que directamente realice una transferencia hacia la Argentina para suscribir algunos de los documentos del blanqueo (CEDIN o BAADE).

                          La idea requería modificar la normativa vigente que imposibilitaba la maniobra en el marco del régimen penal cambiario que está bajo la responsabilidad y directiva del Banco Central. La misma establece que en toda repatriación de capitales el emisor debe ser la misma persona que el beneficiario.

                          En la última ley de blanqueo se llegó a permitir también la posibilidad de que la repatriación se hiciera cuando el activo estuviera a nombre del cónyuge o alguna otra persona en un primer grado de consanguinidad.

                          Así, el viernes 02/08 el Banco Central emitió la comunicación "A5468" y eximió a los evasores de la obligación de demostrar esos lazos familiares y les permite recibir los dólares en el país mediante la transferencia de otro.

                          El gobierno apunta sobre todo a las acciones no declaradas que tendrían los argentinos a nombre de terceros y en paraísos fiscales.

                          "El resultado no es el que esperaban y evidentemente tienen que flexibilizarla la ley, como sucede con esta modificación. Ya en el artículo 4 de la ley de blanqueo se había permitido decir que la repatriación se podía hacer aunque el activo estuviera a nombre del cónyuge o en un primer grado de consanguinidad", comentó a Ámbito Financiero José María Salinas, presidente de la Fundación Argentina para el Estudio y Análisis sobre la Prevención del Lavado de Activos y financiación del terrorismo (FAPLA).

                          El Gobierno logró más de US$ 10 millones en BAADE en las primeras dos suscripciones, si bien el plan de Guillermo Moreno es alcanzar los US$ 500 millones y convencer a las entidades de que, si en conjunto llegan voluntariamente a esa cifra, la suscripción no será dolorosa.



                          Urgente24 | Portada

                          Comentario


                          • Re: Los problemas de Argentina-

                            Lo que debe saber y no le contaron: el multimillonario negocio que se teje por vender energía a la Argentina


                            06-08-2013 Este año la factura vendrá por u$s14.000 millones. Poco se conoce sobre qué países son grandes beneficiarios. ¿Sabía que el 50% del gas natural licuado se compra a Trinidad y Tobago? ¿O que en petróleo, Venezuela es un vulgar comisionista? Radiografía del gran "karma" del modelo K
                            Por Juan Diego Wasilevsky

                            Enviar por mail
                            Imprimir

                            Última actualización: 06/08/2013 7:08:00 am
                            Temas: Gas, superávit comercial, dólar, importaciones, energía
                            Reciba alertas sobre Comex
                            MÁS NOTAS
                            Se agotan las alcancías: menos reservas, menos dólares, más impuestos para vivir con lo nuestro
                            Gobierno usará más dólares para que argentinos traigan electrónica que para importar energía
                            "Efecto Brasil", en la agenda K: crece menos, debilita su moneda y mete presión al dólar
                            Energía, carne y ahora trigo: por qué hay problemas con el pan en el "granero del mundo"

                            Durante el tiempo que le tome leer esta nota, la Argentina ya habrá gastado medio millón de dólares para importar energía. Y en los 40 minutos siguientes, lapso suficiente para prepararse un café, ya se habrá "fugado" de la plaza doméstica un millón de dólares más bajo el mismo concepto.

                            Así las cosas, a lo largo del día, habrán sido cerca de u$s36 millones los que habrá liberado el Gobierno para que el país pueda seguir en movimiento.z

                            La vida cotidiana es inseparable de la energía. Desde cosas simples, como llenar el tanque de nafta o encender la hornalla, hasta actividades de alta complejidad, como producir aluminio o fabricar un auto... todo depende del normal abastecimiento de recursos que, si no se producen en el país, necesariamente habrá que importarlos.

                            Y si bien no hay un punto de inflexión a partir del cual se disparó la crisis energética, dado que se trató de un lento y continuo descalabro, sí hay una fecha clave que sirve para resumir la grave situación que ahora debe enfrentar la administración K.

                            Fue en diciembre de 2010 cuando la Argentina cerró su último año como país superavitario en materia de energía.

                            Es decir que, a partir de ese momento, dejó de ser un país con autoabastecimiento, lo que implicó que se dispararan las importaciones para paliar un faltante que se convirtió en uno de los talones de Aquiles del actual Gobierno y uno de los rubros que más dólares le está "aspirando".

                            La última vez que la Argentina había tenido un déficit en este sector había sido en 1989, en plena retirada del radicalismo del poder. Pero en ese entonces, la "factura" energética fue de apenas u$s23 millones, un "vuelto" si se considera que este año el rojo se moverá entre los u$s6.500 y los u$s7.000 millones, un 150% más que el nivel alcanzado en 2012.

                            "Después de más de 20 años de superávit y de lograr exportaciones récord, el país perdió el autoabastecimiento de gas y derivados del petróleo y ahora tiene que volver a depender de las importaciones", resumió Horacio Lazarte, economista de Abeceb.

                            "La Argentina está trayendo energía de afuera a un ritmo de u$s25.000 por minuto. Estamos hablando de u$s1,5 millones por hora. Es infernal lo que se tiene que importar", ejemplificó con suma crudeza Alieto Guadagni, ex secretario de Energía, en diálogo con iProfesional.

                            Por su parte, Daniel Montamat, quien también estuvo al frente de esta cartera, estimó que las compras al mundo este año sumarán la friolera de u$s14.000 millones, convirtiéndose, por lejos, en el principal rubro de importación.

                            A esto se suma un tema no menor. Las compras de combustibles tienen un costo extra: los fletes y los seguros.

                            Se estima que entre un 7% y un 10% de la "factura" energética corresponde a gastos logísticos.

                            Montamat aseguró que los datos que publica el INDEC están subvaluados, ya que la entidad no considera el valor de los fletes, con lo cual las compras de gas y derivados son mayores a las informadas por el organismo.

                            "Son costos asociados a la pérdida de autoabastecimiento y eso se paga con dólares, así que hay que tenerlos en cuenta", disparó el experto.

                            Así las cosas, se estima que este año la Argentina deberá destinar entre u$s1.000 millones y u$s1.400 millones para "bancar" el transporte de la energía por barco.

                            Paralelamente, todas estas importaciones son compensadas en parte por exportaciones, básicamente de crudo.

                            Es que, según explicó Lazarte, la mayor parte del petróleo que se extrae de los yacimientos destinados a la exportación -como los ubicados en el Golfo de San Jorge-, es del tipo "pesado", es decir, de baja calidad y con impurezas, que lo vuelve muy complicado y costoso de procesar en el país.

                            ¿Qué se importa?
                            Hasta 2010, la Argentina importaba muy poca energía, básicamente electricidad. De modo que, durante años, se pudo aplicar el lema "vivir con lo nuestro".

                            Sin embargo, conforme se agudizó el problema del autoabastecimiento, el Gobierno necesitó complementarla con más y más compras al exterior.

                            Según Montamat, esta crisis que vive el sector llevó a que hoy la producción interna de gas alcance para cubrir sólo el 75% de la demanda, en tanto que el 25% restante debe ser sí o sí importado.

                            En el caso del gasoil, 8 de cada 10 litros todavía salen de las "entrañas" del territorio nacional. Los 2 restantes tienen que provenir del exterior.

                            ¿Y qué es lo que importa concretamente la Argentina? Al trazar una radiografía sobre la canasta "energética", se observa que el 42% corresponde a compras de gas, seguido por el gasoil (32%), el fueloil (14%), la energía eléctrica (4%) y luego los combustibles especiales, destinados a barcos y aviones, tal como se observa en la siguiente infografía:

                            Gas: una pequeña isla "salva" a la Argentina
                            Según Montamat, "el mayor problema de la Argentina está en el gas, ya que producción no para de caer. En petróleo, en pozos que ya se vienen explotando, podés ´rascar la olla´. Con el gas no, cuando un yacimiento entra en declive es irrecuperable. El drama es que hubo una bajísima exploración en los últimos años".

                            De acuerdo con datos de la consultora Abeceb, tras alcanzar un pico histórico en 2004, la actividad gasífera "evidenció una caída pronunciada y constante. De hecho, en nueve años se pasó a producir 8 mil millones de metros cúbicos menos", alcanzando así el peor nivel en más de una década.

                            La Argentina importa dos tipos de gas: el natural licuado (GNL), que llega en barcos y equivale al 60% de lo que se compra por este rubro, y el que llega vía gasoducto desde Bolivia, que representa el 40% restante.

                            Respecto al GNL, el año pasado recalaron en las costas argentinas unas 60 embarcaciones, en tanto que en la actualidad ya se superan las 80, que aportan cerca del 15% de todo el gas que se consume en la Argentina.

                            Dicho gas, básicamente metano, llega en estado líquido, dado que es más fácil de transportar y ocupa menos espacio. Cuando se lo calienta a más de 100 grados, éste recupera su estado gaseoso y puede ser inyectado en la red de suministro.

                            La Argentina cuenta con dos plantas de regasificación en la actualidad: una en Escobar y otra en Bahía Blanca.

                            Claro que este gas, para complementar la oferta local, no termina siendo únicamente destinado a la red hogareña, sino que también se vuelca a las plantas generadoras de electricidad de ciclo combinado, es decir, aquellas que pueden funcionar tanto a partir de este fluido como de combustibles líquidos.

                            Respecto a los proveedores, el origen del gas natural licuado importado es una suerte de "lotería".

                            Según Montamat, "en general, son colocaciones de oportunidad, compras que se hacen en el mercado spot, es decir, al contado. Se realiza la operación y después llega la embarcación. No hay una constante en cuanto al origen".

                            Según datos de Abeceb, en 2012, el principal proveedor fue Trinidad y Tobago, una isla del mar Caribe que es cuatro veces más chica que Tucumán, y que aportó más del 50% del GNL que compró la Argentina.

                            En el ranking, le siguió Qatar (27%), Nigeria (4%) y Egipto (4%), entre otros.

                            Posteriormente, la Argentina también se abastece con gas boliviano, que es más económico. Este recurso llega a través de un gasoducto que conecta a ambos países y que está trabajando "a full", representando el 40% de la oferta de gas importado y cerca del 10% de toda la demanda doméstica.

                            El aspecto más controversial de todas estas operaciones está en los precios: el GNL que llega en barco cuesta u$s17,50 el millón de btu (unidad británica que equivale a cerca de 28 m3). En tanto que otros países lo están negociando a u$s11, según Montamat. Esto implica que la Argentina lo está pagando casi un 60% más caro.

                            El gas boliviano, en tanto, cuesta u$s10,28 el millón de Btu. Es más conveniente, pero está la limitante que impone la capacidad del gasoducto, con lo cual se sigue dependiendo del GNL.

                            En tanto, en las cuencas nacionales, ese recurso cotiza a menos de u$s3. Es decir que el Gobierno está pagando casi 6 veces más por traerlo por barco y cerca de 3,5 veces más por hacerlo desde Bolivia.

                            Sin embargo, que el precio doméstico sea más bajo no necesariamente es positivo. Según Montamat, esto fue lo que desalentó la exploración y favoreció la caída en la producción.

                            El ex funcinario aseguró a iProfesional que la Argentina "podría lograr mejores precios internacionales. Para ello habría que firmar un acuerdo de abastecimiento programado con un proveedor. El problema es que somos un país poco fiable y por eso se termina pagando de más".

                            Montamat alertó que "la situación es muy compleja. Apenas tenemos reservas probadas para los próximos seis años", al tiempo que el experto no se deja deslumbrar por el potencial de Vaca Muerta y el acuerdo YPF-Chevron: "Se requiere de muchísima inversión para extraer shale gas, que ofrece un bajo rendimiento por cada perforación. Además, algo que pocos mencionaron, es que el acuerdo es para trazar un perfil, ver si la exploración comercial resulta viable. Es todo muy incipiente".

                            Gasoil y fueloil: entre EE.UU. y el enigmático caso Venezuela
                            La producción de petróleo viene en caída libre, con un desplome de más del 30% en la última década, tal como se puede observar en la siguiente infografía:

                            La Argentina debe importar cerca del 20% de los derivados de petróleo (gasoil y fueloil), por la contracción de la producción y porque gran parte de lo que se extrae es de baja calidad y no hay suficiente capacidad instalada como para procesarlo.

                            El gasoil se utiliza tanto para abastecer al transporte como para hacer funcionar las plantas eléctricas de ciclo combinado. En tanto que el fueloil, un combustible pesado y de menor calidad, únicamente se utiliza para esta última finalidad.

                            En la actualidad el origen de estos derivados está muy concentrado: Estados Unidos es el principal proveedor, con un share del 36% en el caso del gasoil y de casi el 70% para el fueloil.

                            Para sorpresa de muchos, la argentina le compra el resto de los derivados a los Países Bajos (26%) y a Rusia (27%), de modo que prácticamente no hay participación de países africanos o árabes, que básicamente exportan materia prima sin procesar.

                            Lo interesante es que Venezuela, quien fuera señalada durante años como "garante" de las necesidades energéticas de la Argentina, prácticamente no figura en las estadísticas oficiales.

                            ¿Cómo es posible que el país que en tiempos de Chávez iba a "salvar" de la crisis energética a la administración kirchnerista no figure en los papeles?

                            Aquí es donde aparece un complejo entramado de acuerdos que hace que sea muy difícil seguirle la pista a las operaciones con ese país caribeño.

                            Las negociaciones con Venezuela son el gran "tabú" para los expertos del sector y varios de ellos prefieren callar mucho de lo que saben por temor a posibles represalias.

                            Para empezar, en los últimos años fue muy poco el combustible realmente venezolano que llegó a tierras argentinas. Se estima que menos del 10% del gasoil y el fueloil importado vía Pdvsa provenía de ese país.

                            Según Montamat, esto sucede porque "los derivados que ellos producen tienen alto contenido de azufre y no sirven para hacer funcionar las plantas que tenemos".

                            Así las cosas, el experto destacó que Pdvsa se limitó a cumplir la función de un trader: es decir, la petrolera venezolana lo compraba en países como Brasil o Rusia y de allí lo derivaba a la Argentina.

                            Guadagni fue contundente: "Pdvsa no nos vendió nada de lo que produce en Venezuela, sólo fue un vulgar comisionista".

                            Hace un par de años, desde la Cámara de Exportadores ya habían elevado críticas por el hecho de que, mientras que se perseguía a empresas que triangulaban exportaciones, el Gobierno tenía un acuerdo de compra de combustibles con Venezuela que utilizaba esta misma operatoria.

                            Para esta práctica, ambos gobiernos constituyeron en Nueva York un fideicomiso. Las ventajas para la administración K fueron básicamente dos:

                            • Se fijó una suerte de acuerdo "energía por alimentos". De modo que la Argentina, a cambio de los derivados de petróleo, le vendió carne, leche y otros productos.
                            • Si bien no había precios preferenciales, sí se ofrecía un plan de pago en 12 cuotas, con una tasa de interés Libor más un 2%.

                            Más allá de estas ventajas, hubo denuncias por supuestos sobreprecios, que incluso llegaron a la Justicia.

                            Montamat aseguró a iProfesional que la cuenta está muy desbalanceada para la Argentina.

                            La última información disponible en Venezuela es que Argentina debería cerca de u$s2.000 millones por compras de combustibles realizadas hace varios años.

                            Sin embargo, meses atrás, el ex candidato presidencial Henrique Capriles había denunciado que el "rojo" por la factura energética era mucho mayor.

                            "La deuda del Gobierno argentino por los convenios petroleros es de u$s13.000 millones", había disparado Capriles, quien también echó más leña al fuego al hacer referencias a supuestas maniobras de corrupción.

                            Panorama poco alentador
                            Para los próximos meses, Guadagni no sólo no cree que la situación energética mejore, sino que considera que la factura a pagar será cada vez mayor.

                            Según estimaciones de este experto, "así como este año cada hora que pasa se gastan u$s1,5 millones en energía importada, en 2014 serán u$s1,8 millones cada 60 minutos".

                            "Llevamos entre 100 y 120 meses con caídas consecutivas en la producción de gas y petróleo", se lamentó el experto, quien aseguró que técnicamente no es posible lograr cambios en el corto plazo.

                            Así las cosas, la próxima vez que llene el tanque del auto, se prepare un café o encienda un electrodoméstico, recordará que la energía, además de ser vital para la vida cotidiana, también es uno de los grandes problemas que arrastra el actual Gobierno.

                            Fuente
                            San Martin: "Hace más ruido un sólo hombre gritando que cien mil que están callados"
                            "Mi sable nunca saldrá de la vaina por opiniones políticas."
                            Por algo siempre San Martin tendra mi respeto y el sentirme orgulloso de este gran hombre.
                            General S. Patton: “El objetivo de la guerra no es morir por tu país. Sino asegurarse de que el otro bastardo muera por el suyo”
                            V de Vendetta: "El pueblo no debería temer a sus gobernantes, los gobernantes deberían temer al pueblo".

                            Comentario


                            • Re: Los problemas de Argentina-

                              Peligroso desconocimiento cristinista de la Constitución Nacional

                              El Frente para la Victoria modificó el horario de su cierre de campaña en un teatro porteño con el fin de evitar supuestas "provocaciones" por parte de manifestantes del #8A que se realiza el mismo día. Pero eso no es todo: vinculó la movilización con "prácticas que contradicen el ejercicio genuino de la democracia", desconociendo que la protesta está contemplada en la Carta Magna.

                              06/08/2013| 13:34 comentá(9)printmailA+A-
                              Ampliar
                              #8N: La movilización de este jueves pretende ser una secuela de la histórica manifestación de noviembre. Para el cristinismo, va en contra de la democracia. Foto: NA.
                              VALOR AGREGADO
                              Cuenta regresiva para el "lío": "El que no va al #8A, que no se queje..."
                              #8A para que la calle indique de que tratarán las urnas
                              Con nuevo video, también La Solano Lima va al #8A


                              CIUDAD DE BUENOS AIRES (Urgente24). El acto de cierre de campaña del Frente para la Victoria cambió de horario. El evento que se realizará en el teatro Coliseo de la Capital Federal tenía como hora prevista la de las 20:00, pero cambió para las 13:00, según informó el FpV.

                              De acuerdo a la agencia Télam, el FpV, coalición que dirige la Presidente de la Nación, emitió un comunicado el lunes explicando que el cambio de horario "radica en la existencia de una convocatoria para la misma hora de ese día a una manifestación a través de redes sociales".

                              Se trata de la movilización bautizada #8A (por 8 de Agosto), y que pretende ser una continuación de otras protestas masivas contra el gobierno de Cristina Fernández, como el 13S, el histórico #8N, y el más reciente #18A.

                              Para el FpV, la movilización cuenta con "el inefable auspicio de algunos medios de comunicación hegemónicos" y que además está "fogoneada desde algunos sectores de la oposición".

                              Pero lo más llamativo del comunicado, es la calificación que el frente cristinista hace de la manifestación confirmada para las 20:00 del 8/8. Para el FpV la movilización está relacionada a "actitudes y prácticas que contradicen el ejercicio genuino de la democracia", además de supuestamente ser "ajenos al espíritu y sentir de la inmensa mayoría del pueblo argentino".

                              "A 30 años de la recuperación de la democracia, y en el marco de un proceso electoral desarrollado por el conjunto de las fuerzas políticas en un clima de absoluta normalidad, es necesario recordar que este proceso de internas abiertas simultáneas y obligatorias no puede, ni debe ser empañado por actitudes y prácticas que contradicen el ejercicio genuino de la democracia, y son totalmente ajenos al espíritu y sentir de la inmensa mayoría del pueblo argentino", resaltó el FpV en su comunicado.

                              Se sabe que el cristinismo tiene desprecio por el marco legal cuando este no lo favorece, por eso decide muchas veces cambiarlo. Bajo el paraguas de la "democratización", el Gobierno pretendió avanzar sobre la Justicia y lo medios de comunicación que no le responden con diferentes leyes.

                              Y en el caso de del #8A, el cristinismo busca argumentos condenatorios contra una marcha que teme sea multitudinaria a horas de las elecciones primarias. Para ello no le importa ignorar a la Constitución Nacional, que dicho sea de paso, el cristinismo quiso modificar.

                              ¿El #8A contradice "el ejercicio genuino de la democracia" como dice el frente cristinista? La Carta Magna ampara derecho de protesta al haberle dado rango constitucional a la Declaración Universal de los Derechos Humanos con la reforma de 1994 (Artículo 75, inciso 22).

                              Sobre esto escribió el juez de la Corte Suprema de Justicia Eugenio Raúl Zaffaroni, quien no es cualquier personaje, sino una persona muy allegada a las usinas ideológicas del cristinismo.

                              En un texto que lleva por título "La protesta social, un derecho legítimo de los ciudadanos", Zaffaroni escribió: "El derecho de protesta no sólo existe, sino que está expresamente reconocido por la Constitución Nacional y por los tratados internacionales universales y regionales de Derechos Humanos, pues necesariamente está implícito en la libertad de pensamiento, de conciencia y de religión (art. 18 de la Declaración Universal de Derechos Humanos), en la libertad de opinión y de expresión (art. 19) y en la libertad de reunión y de asociación pacífica (art. 20). Estos dispositivos imponen a todos los estados el deber de respetar el derecho a disentir y a reclamar públicamente por sus derechos y, por supuesto, no sólo a reservarlos en el fuero interno, sino a expresar públicamente sus disensos y reclamos. Nadie puede sostener juiciosamente que la libertad de reunión sólo se reconoce para manifestar complacencia. Además, no sólo está reconocido el derecho de protesta, sino el propio derecho de reclamo de derechos ante la justicia (art. 8)".

                              Para otros especialistas del Derecho, aunque no está explicitado, el derecho a la protesta está incluido en el artículo 33 de la Constitución que establece que “las declaraciones, derechos y garantías que enumera la Constitución, no serán entendidos como negación de otros derechos y garantías no enumerados, pero que nacen del principio de la soberanía del pueblo y de la forma republicana de gobierno”, texto incluido en la reforma constitucional de 1860.

                              De acuerdo a los constitucionalistas, la protesta se relaciona íntimamente con los derechos de reunión y de peticionar a las autoridades, y adquiere su máxima expresión en el ejercicio del derecho de huelga, cuya protección nace con la Constitución Nacional de 1853 en su artículo 14 y se especifica, al trabajador en relación de dependencia y a los gremios, cuando se incorpora el art. 14 bis en 1949.

                              Por otro lado, la condena de ante mano del #8A contradice también la premisa del Gobierno Nacional de "no criminalizar la protesta social". ¿Acaso si una manifestación "contradice el ejercicio de la democracia", como denuncia el FpV, no se estaría incurriendo en algún tipo de delito" susceptible de alguna sanción? El cristinismo parece querer llevar a ese territorio la protesta de este jueves con su calificativo.

                              En su comunicado el frente cristinista consideró que "no sería justo que la alegría del cierre de un trabajo político culminado, fuera empañada por nadie", en este caso el #8A.

                              "Se suma a esta convicción, la responsabilidad que sentimos por partida doble: responsabilidad como gobernantes y esencialmente responsabilidad como ciudadanos. Atributo, éste último, al que jamás renunciaremos", agrega la coalición de gobierno.

                              En tal situación, sostiene el comunicado del FPV, "el cambio del horario de la convocatoria busca evitar prestarse a cualquier tipo de provocación, convocando a sus militantes y a la ciudadanía en general, a participar del acto de cierre de nuestros candidatos de todo el país en el lugar y fecha arriba indicados".

                              www.urgente.24

                              Comentario


                              • Re: Los problemas de Argentina-

                                - Mi ciudad desde ayer vive un clima de dramatismo. Una explosión producida por un escape de gas destruyó un edificio ubicado en el macrocentro con, hasta el momento, 11 muertos, 12 desaparecidos y 63 heridos.-
                                - Estamos muy apenados y malamente sorprendidos por lo que se produjo y en ésta tragedia podemos rescatar la solidaridad sin límites de los ciudadanos rosarinos y la ayuda del gobierno nacional.-
                                - No pensaba hacer alguna mención sobre el tema pero imprevistamente llegó la presidente a la ciudad y en éste momento está visitando el lugar del siniestro y no estoy de acuerdo con la actitud de algunos conciudadanos, familiares de las víctimas: "Están insultando a CEF". No es una ironía, reconozco que hasta el momento no hizo ninguna manifestación política, no está la cámpora, si algunos camporistas pero sin emblemas, sin manifestaciones, adoptando una actitud de respeto.-
                                - Aún cuando estamos en dias de elecciones, tal vez venga por éso, pero que la presidente visite el lugar es lo que le corresponde por su envestidura y no es responsable del siniestro.-
                                - Los no kirchneristas no somos y, por consiguiente, no debemos comportarnos como aquellos que criticamos.-
                                Editado por última vez por RA-Rosario; https://www.aviacionargentina.net/foros/ en 07/08/13, 14:52:39.

                                Comentario

                                Trabajando...
                                X