Anuncio

Colapsar
No hay anuncio todavía.

Los problemas de Estados Unidos

Colapsar
X
 
  • Filtrar
  • Tiempo
  • Mostrar
Limpiar Todo
nuevos mensajes

  • Re: Los problemas en norteamerica

    Milwaukee vive segunda noche de disturbios
    [ATTACH=CONFIG]33923[/ATTACH]
    Los choques contra los policías, a quienes les han lazado diversos objetos, junto con la quema de vehículos, forma parte de las acciones que marcaron el fin de semana en Milwaukee.

    Al menos dos agentes de policía de Milwaukee resultaron lesionados, mientras que una persona recibió un disparo durante el choque entre las autoridades y la población, que se desarrolla por segunda noche consecutiva tras la muerte de un afroamericano.

    Reportes indican que la persona alcanzada por la bala, es un hombre de 18 años, quien fue trasladado a un hospital cercano. Aun se desconoce su condición.

    >>Milwaukee: Noche de disturbios en contra de la policía

    Los choques contra los policías, a quienes les han lanzado diversos objetos, junto con la quema de vehículos, forma parte de las acciones que marcaron el fin de semana en Milwaukee, la ciudad más grande del estado de Wisconsin.

    Unos 20 oficiales confrontaron contra unas 150 personas que bloqueaban el camino que está cerca de donde mataron este sábado a un ciudadano afroamericano, de nombre Sylville Smith.
    Milwaukee vive segunda noche de disturbios | Noticias | teleSUR
    Otras protestas por la muerte de otro de color negro. En EU estas cosas pasan y ya la gente fuera ni se entera, no lo pasan.
    Archivos Adjuntos
    Blog:
    El Tablero de Cronos

    Comentario


    • Re: Los problemas en norteamerica

      RELANZA CAMPAñA DICIENDO QUE SUS RIVALES TRAICIONAN A LOS NEGROS
      Nuevos trumpezones de Donald

      El candidato presidencial republicano se vendió el martes como el cabecilla de la comunidad afroamericana ante un público homogéneamente blanco en West Bend, Wisconsin. La campaña vuelve a sus raíces.

      El candidato republicano a la Casa Blanca, Donald Trump, pidió el voto de la comunidad negra acusando al Partido Demócrata de “traicionar a la comunidad afroamericana”. Los excesos dialécticos del empresario se dan al mismo tiempo que el magnate anunció cambios en su campaña para dejar de lado el discurso relativamente moderado que había adoptado después de la convención republicana hace tres semanas, a raíz de un descenso en las encuestas.

      El candidato presidencial republicano se vendió el martes como el cabecilla de la comunidad afroamericana ante un público homogéneamente blanco. Trump subió al escenario ante unas dos mil personas en West Bend, Wisconsin, donde los blancos representan un 96 por ciento de la población. Pero su mensaje fue dirigido a la comunidad afroamericana pobre del norte de Milwaukee, unas 30 millas al sur, donde el fin de semana se produjeron disturbios tras la muerte de un negro por disparos de otro policía negro.

      “Pido el voto de cada ciudadano afroamericano que lucha en nuestro país y quiere un futuro diferente. El crimen y la violencia son un ataque a los pobres y nunca serán aceptados en una administración Trump”, dijo el empresario. “El Partido Demócrata le falló y traicionó a la comunidad afroamericana. Las políticas de crimen de los demócratas, sus políticas de educación y sus políticas económicas solo han creado más crimen, más hogares rotos y más pobreza”, añadió, prometiéndoles empleo, seguridad y oportunidad. Acto seguido, el candidato dirigió sus palabras contra Hillary Clinton, a quien acusó de “intolerancia” y condescendencia hacia las comunidades de color a quienes “ve sólo como votos y no como seres humanos individuales merecedores de un futuro mejor”.

      Por otro lado, el nuevo número uno de la campaña presidencial de Trump será Stephen Bannon, que comparte el discurso incendiario del empresario y se aleja de la moderación que reclama a gritos el Partido Republicano. Bannon es un ejecutivo de Breitbart News, una cadena conservadora y políticamente sensacionalista de medios pequeños, creada en 2007, al calor del crecimiento de un movimiento de base ultraderechista y xenófoba en el corazón del campo opositor republicano. Su referente más famoso fue la organización Tea Party.

      Bannon es un acaudalado ex ejecutivo de Goldman Sachs que tomó las riendas de Breitbart y lideró varias ofensivas mediáticas contra el presidente Barack Obama y sus funcionarios, que incluyeron videos maliciosamente editados y fotomontajes.

      El nuevo director ejecutivo del equipo de Trump nunca trabajó en un campaña electoral y tampoco tiene una relación muy fluida con la cúpula del Partido Republicano, a la que criticó varias veces en los últimos años desde el portal on line de Breitbart y su radio. “Estoy comprometido a hacer lo que sea para ganar esta elección y, eventualmente, convertirme en presidente porque nuestro país no puede aguantar cuatro años más de las políticas fallidas de Obama-Clinton, que pusieron en peligro la seguridad física y financiera del país”, explicó ayer Trump en el comunicado en el que anunció el nuevo cambio en su equipo de campaña, publicado en su página web.

      A sólo 82 días de los comicios, en el campo demócrata rápidamente desestimaron que la nueva cúpula del equipo de Trump implique un cambio verdadero en la campaña del candidato republicano. “No hay un nuevo Donald Trump”, sentenció la candidata demócrata, Hillary Clinton, en un acto de campaña en Cleveland difundido por la cadena de noticias CNN. “Trump puede contratar y despedir a quien quiera, pero sigue siendo el mismo hombre”, agregó la ex secretaria de Estado.

      La crisis interna de los republicanos y la caída de Trump en las últimas encuestas pareció tocar fondo esta semana cuando el diario The New York Times reveló que el hasta hoy jefe de campaña del magnate, Paul Manafort, recibió durante seis años casi 13 millones de dólares de un partido pro ruso en Ucrania y que habría facilitado pagos millonarios a empresas lobistas en Estados Unidos para influir en la escena política de Washington. El vínculo con personajes cercanos al Kremlin encendió las alarmas a sólo horas de que Trump reciba ayer su primer informe de inteligencia sobre seguridad nacional en el Pentágono, un privilegio otorgado a los candidatos presidenciales de los principales partidos, luego de que son nominados en las convenciones nacionales.

      Trump no despidió a Manafort, pero creó dos puestos por encima de él para limitar su protagonismo y frenar las críticas de que un hombre con fuertes vínculos con el Kremlin acceda a información secreta de seguridad nacional. Nombró a Bannon como director ejecutivo y a su vieja amiga, la consultora populista ultraderechista Kellyanne Conway, como la encargada de la estrategia político electoral.

      Página/12 :: El mundo :: Nuevos trumpezones de Donald

      Comentario


      • Re: Los problemas en norteamerica

        Algunos datos sobre Trump, donde menciono, hasta donde sé, por donde va la verdadera campaña de Trump. La causa de que ese "payaso" esté cabeza con cabeza en su campaña a la presidencia.

        Hay varios enlaces dobre los datos aportados en el blog.
        *****************
        *****************
        Donald Trump, o las diferencias dentro del sistema.

        Hace casi un mes dedicamos unas líneas al partido demócrata, Hillay, y su desprecio por la democracia. La verdad no enfocamos a la candidata porque es muy conocida, y su historial como "halcón" dentro de EU es bien conocido (transformación ocurrida luego del gobierno de su esposo, cuando la abandonaron con su plan de salud y otras cosas).

        Esta vez, sí tendremos que hablar mucho del candidato, más que del partido. Al Tablero no le gusta mucho, porque puede confundir al lector haciéndole creer que un solo hombre puede tanto como el sistema y eso no es así. Pero es necesario en este caso, pues su campaña mediática es prácticamente él y su carisma. No así su campaña real, que también mencionaremos, pero esa solo le da dinero, no los votos.

        El genio del mercadeo que conquistó al partido republicano (EU):

        Da risa como lo subestimaron. Desde el inicio empezaba con ventaja, al ser más popular y conocido dentro de su país que la mayoría de los otros candidatos, muchos de los cuales eran totalmente desconocidos fuera de sus estados base. Donald el carismático era un producto televisivo mucho antes de ser candidato y siempre en el papel de exitoso hombre de negocios, comprometido con el capitalismo y la derecha al estilo Reagan. En una de sus participaciones más famosas, era "el jefe", quien decidía de forma absoluta (se vendía la idea de que el gran empresario era el sabio que no podía equivocarse en los negocios) quién conseguía un empleo y era exitoso.

        Con esa idea metida en el inconsciente de la población estadounidense, gran consumidora de espectáculos televisivos, ¿todavía creían ser más populares que Donald? ¡Ilusos!

        Bueno, hay quien protestará "yo tenía un mejor programa que Trump, que solo hablaba tonterías que no va a cumplir". Pero eso no importaba, porque en Estados Unidos la población general no conoce los programas y no les interesa porque están seguros que no se va a cumplir. Por supuesto, tienen razón. En cuanto a los medios masivos, los que hacen la campaña, tampoco les interesa para nada mostrar los programas por casi los mismos motivos; se enfocan en las "frases cohete" y escándalos de los candidatos.

        En cambio Trump hizo de sus frases cohete su programa político. "¡Voy a hacer un muro grandísimo y lo va a pagar México!", "prefiero hacer negocios hasta con Putin, antes que ir perdiendo guerras en el extranjero", "China nos gana en todos los negocios, pero yo le ganaré en negocios a China", y sobre todo "¡haremos a Estados Unidos grande otra vez!".

        Las primarias republicanas no llegaron ni a la mitad: todos sus competidores renunciaron derrotados.

        El 99% de su gente sabe que gobierna una plutocracia y no cree en los políticos. Ya que no cree en ninguno, le da igual hacerle caso a Trump, que con su carisma les hace sentir que es más sincero que los demás.

        La verdadera campaña de Donald Trump y su grupo:

        Es la parte que le da dinero, lo que lo une al sistema, a parte de la plutocracia estadounidense. Y tiene mucho que ver con su lema de campaña.

        En la sociedad estadounidense, se tiene la idea de que EU fue "grande" en los años 50-60. Debido a los efectos de la segunda guerra mundial se había convertido en la mayor potencia industrial que ha existido. Se calcula que llegó a representar cerca del 30% del PIB mundial (hoy es menos del 20), y de ello, casi un 50% venía de la producción industrial y manufactura (hoy la producción de bienes representa menos del 20%). Europa le debía y dependía de ellos para su reconstrucción, y su armada no tenía rival alguno. Había mucha esperanza en "el sueño americano".

        La caída industrial no ha sentado bien a un buen sector de la oligarquía, ya fuera porque dependieran de ella para sus ganancias o porque creen en la importancia de no depender de la producción industrial extranjera para mantener su estilo de vida. Teniendo en cuenta también, y ellos lo saben, que el sector industrial está absolutamente relacionado con la ciencia aplicada (ingenierías sobre todo). Es a este núcleo de personas a los que se dirige Trump.
        Haga clic en la imagen para ver una versión más grande

Nombre:	186146493.png
Visitas:	1
Size:	47,3 KB
ID:	614017

        Las empresas del magnate tienen poco que ver con la industria, lo suyo es servicios. Pero intenta convencer de que priorizará al sector industrial, alejándose del sector financiero. Y parece que un grupito de industriales le ha creído, o desea creerle. Igualmente ocurre con sindicatos y empleados en general: el empleo industrial suele tener más prestigio que los servicios, y solía ser mejor pagado, con mejores contratos y beneficios colectivos. También aportaban su fuerza a los sindicatos.

        Pero hoy en día lo que predomina son los servicios, y dentro de ello, el sector financiero (simbolizados por Wall Street) es quien gobierna Estados Unidos. Y están decididos a seguir los pasos de Inglaterra, de dominar al mundo controlando al capital y el movimiento de capital, más que la industria. Hillary los representa.

        Debido a esa disyuntiva, hay quien define a Trump como antisistema, cosa que no es ni será.

        La plutocracia es el 1%, no 1 persona:

        (Por cierto, que dicen que ya no es el 1% sino el 0.1%. Sabrán ellos la desigualdad que soportan. Y nosotros la que nos corresponde).

        Las escaramuzas entre entre la gran banca y algunos industriales no pone en peligro "el sistema" estadounidense. En primer lugar porque la sangre no llegará al río, que ellos tienen sus objetivos principales muy claros y no van a arriesgar la idea de "excepcionalidad estadounidense", "la ciudad sobre la colina", el destino manifiesto y en fin, su hegemonía por unos cuantos dólares. Segundo porque incluso si su sector industrial ganara (la votación se auspicia reñida), y Trump resultara sincero y no un charlatanazo (improbable), nadie puede hacer milagros; la producción industrial de EU no volverá a ser la de antes al corto o mediano plazo, y probablemente nunca, debido a la evolución actual y futura de la economía actual. Y todos lo saben. Simplemente intentan quitarle algo de poder al sector financiero (cambiar par de leyes sobre rescate financiero, dejar de jugar tanto con el valor de la moneda, y no ceder tanto mercado de bienes al extranjero a cambio de influencia política), que no sea tan aplastante su dominio sobre el resto de la economía, y que el estado entienda que la industria es necesaria.

        Si un gobierno así se repitiera cinco veces seguidas, entonces tal vez podríamos observar un repunte, una parada de la caída por unos años. Pero El Tablero de Cronos lo tiene por muy improbable. La hegemonía industrial ha pasado al este de asia y ahí se mantendrá por muchos años...

        Y a latinoamérica, ¿cual de los candidatos le convendría?

        Ninguno de los dos trabajará por el bienestar de la región. Los dirigentes del imperio van a lo suyo, y lo suyo hoy día es consultar al Comando Sur sobre que posición adoptará con la región. Sin embargo, algunas actitudes de los candidatos podrían tomarse como ideas para ver cual conviene. Tomando al vuelo esas palabras y palabrillas que sueltan, en opinión del autor quien menos daño haría a la región es Donald Trump.

        Hillary Clinton es guerrerista, pero sobre todo internacionalista. Ya fue Secretaria de Estado con Obama y estuvo muy ligada a la destrucción de Libia. Y de manera menos directa, apoyó la invasión ilegal de Irak y las guerras ilegales de su esposo Bill Clinton. Donald Trump sabe poco de política internacional y según dice, es inteligente negociar y comerciar, y estúpido invadir. Obviamente quien decide las invasiones es la plutocracia, pero al menos no estaría muy animado a guerrear, cosa de la que no sabe absolutamente nada. A él le encanta la política interna de su país.

        Y lo que más nos beneficiaría del imperio es que nos tengan olvidados. Que no tengan una política agresiva ni proactiva con respecto a la región. Solitos podemos más. Aunque duda el autor que la Cuarta Flota permita tal olvido: la plutocracia estadounidense comprobó la década pasada que por poco que se descuide, nos vamos con políticas independientes.

        En cuanto al muro, es una sandez. Si quieren tirar su dinero que lo hagan. No van a impedir la inmigración ilegal con eso. Sobre las deportaciones, pues Obama deportó dos millones en cuatro años, un récord del partido de Hillary, de modo que Trump no trae nada nuevo en ese aspecto.

        Y si dejan de tirar dinero inorgánico y manipular su moneda, sería un éxito para nosotros.
        Donald Trump, o las diferencias dentro del sistema. - El tablero de Cronos
        Blog:
        El Tablero de Cronos

        Comentario


        • Re: Los problemas en norteamerica

          San Diego Union Tribune: No voten a Donald Trump, puede ser nuestra Cristina Kirchner

          El San Diego Union Tribune nunca, en sus 148 de historia, había apoyado a un candidato demócrata hasta hoy, donde instó a sufragar por Hillary Clinto. El miedo a CFK


          Haga clic en la imagen para ver una versión más grande

Nombre:	Cristina-Fernandez-Kirchner-Clinton-AFP_CLAIMA20160930_0374_28.jpg
Visitas:	1
Size:	23,9 KB
ID:	614273

          Nada dura para siempre, menos en tiempos de Donald Trump. Ni siquiera el apoyo incondicional de un diario a todos los candidatos republicanos a lo largo de 148 años historia pudo soportar la irrupción del multimillonario que promete hacer a EE.UU. “grande otra vez”. El San Diego Union Tribune, un periódico de esa localidad californiana apoyó hoy públicamente la candidatura de la demócrata Hillary Clinton a la presidencia rompiendo con una tradición que databa desde su fundación.

          Mirá también: El Usa Today se suma a los medios que piden no votar por Trump

          Pero lo llamativo fue que alertó a sus lectores sobre el peligro de votar a Trump comparándolo con Cristina Fernández de Kirchner, la ex presidenta de nuestro país. "Trump puede ser nuestra Cristina Kirchner", lanzaron.


          Un diario republicano pide no votar a Donald Trump: “Puede ser nuestra Cristina Kirchner”

          Comentario


          • Re: Los problemas en norteamerica

            Pues me parece que ese medio está muy despistado: Trump es de economía liberal (a lo interno) y a Cristina le gustaba el control estatal.

            PERO... debe estar refiriéndose a lo que casi no se menciona en campaña: que sus soportes dentro de la oligarquía esperan que corte beneficios y privilegios a la banca. Eso podría ser.
            Blog:
            El Tablero de Cronos

            Comentario


            • Re: Los problemas en norteamerica

              ELECCIONES ESTADOS UNIDOS 2016

              El día que Ivana acusó a Donald Trump de violarla

              Haga clic en la imagen para ver una versión más grande

Nombre:	1475968744_924879_1475969754_noticia_normal_recorte1.jpg
Visitas:	1
Size:	141,2 KB
ID:	614362

              El candidato republicano tiene un largo historial de denuncias de agresiones y acoso sexual

              EL PAÍS - SILVIA AYUSO - Washington 9 OCT 2016 - 01:38 CEST
              Es muy posible que cuando Donald Trump se vanagloriaba a micrófono abierto de que un hombre tan famoso como él puede hacer lo que quiera con las mujeres, incluso “agarrarlas del coño” o “lo que sea”, se tratara de algo más que de una mera fanfarronada. Puede que lo creyera sinceramente. Al fin y al cabo, esa afirmación, cuya filtración 11 años más tarde amenaza con dar al traste con su carrera hacia la Casa Blanca, la hizo con conocimiento de causa.


              En ese 2005, Trump ya iba por su tercer matrimonio, uno de los cuales, el primero, terminó con una acusación de violación de por medio de su esposa, Ivana Trump, que jamás llegó a los tribunales. Once años atrás, Trump era también ya una estrella mediática gracias a su propio programa de telerrealidad, The Apprentice, del que ahora también han surgido acusaciones de acoso sexual contra el magnate. Un empresario millonario que se vanagloria de que nadie le dice que no y que también tiene un largo historial de incidentes con modelos, como algunas de las misses que pasaron por el concurso de Miss Universo que manejó durante dos décadas, hasta el año pasado.

              Un divorcio con acusación de violación de por medio

              En 1991, Donald Trump protagonizaba el “divorcio del siglo” de su primera esposa, Ivana Trump. En un testimonio que la exmodelo presentó en los trámites de divorcio, afirmó que su marido la había violado. El episodio se remitía a una noche de 1989 que contó, cuatro años más tarde, el periodista Harry Hurt III en el libro sobre el magnate “Lost Tycoon: The Many Lives by Donald J. Trump”. Según el relato, en medio de un altercado, Trump agarró a Ivana y empezó a arrancarle mechones de pelo y luego le arrancó la ropa, se bajó los pantalones y la penetró contra su voluntad. Trump ha negado que violara a su esposa. Pero la propia Ivana confirmó que hubo un incidente sexual violento, aunque desde entonces se niegue a calificarlo de violación. De hecho, los abogados de Trump obligaron a la editorial de “Lost Tycoon” a incluir en los ejemplares una “declaración de Ivana Trump” en la que esta confirma que declaró en su momento que su marido la violó, pero intenta matizar el contexto. “Como mujer, me sentí violada, ya que el amor y ternura con los que normalmente me trataba estuvieron ausentes. Lo califiqué como ‘violación’, pero no quiero que mis palabras sean interpretadas en un sentido literal o criminal”. El año pasado, cuando resurgió esta historia al inicio de su carrera presidencial, un asesor de Trump intentó desmentir de nuevo las acusaciones alegando que, “por definición, no puedes violar a tu esposa”.

              Las “chicas Trump”, misses y modelos

              En 1996, Trump añadía a su cartera de negocios el concurso Miss Universo. La ganadora de ese año fue la venezolana Alicia Machado. Poco después, la joven de 19 años empezó a ganar peso. Trump la humilló públicamente y comenzó a llamarle cosas como Miss Piggy (miss cerdita) o Miss Housekeeping (miss señora de la limpieza), por su origen hispano, como recordó durante el primer debate presidencial la candidata demócrata, Hillary Clinton. Trump se defendió con una espiral de ataques misóginos contra Machado y Clinton en los que acabó llamando a la ex miss “asquerosa” y la acusó de haber protagonizado una cinta de contenido sexual.

              Pero Machado no parece haber sido la única miss acosada por Trump. La Miss Australia Jodie Seal también denunció que Trump la humilló por su peso y la instaba a “meter la tripa y el culo”.

              Un año más tarde, Miss Utah, Temple Taggart, participaba en el mismo concurso y, según denunció en un largo artículo de The New York Times dedicado el pasado mayo al pasado de Trump con las mujeres, la saludó a ella y a otras participantes besándola en los labios sin pedirles permiso. Algo que por cierto confirma sus afirmaciones ahora filtradas de 2005, cuando dice que se siente “automáticamente atraído” por mujeres “bellas” y que “directamente” empieza a besarlas.

              Un concurso de televisión plagado de acoso sexual

              Uno de los orgullos de Donald Trump es su concurso de telerrealidad The Apprentice, que además utiliza como prueba de su capacitación para ocupar el Despacho Oval. En el último año, han surgido varios escándalos en torno a la manera misógina que Trump tenía de tratar a las mujeres en el programa, aunque ninguna historia ha sido quizás tan contundente como la que la agencia AP publicó esta misma semana sobre la base de testimonios de más de 20 personas —concursantes y miembros de la producción— que participaron en alguna de las temporadas del programa.

              Entre otros, los testigos citan repetidos comentarios “lascivos” sobre una camarógrafa y también cómo Trump, que ya estaba casado con su tercera esposa, Melania, hablaba sobre con cuáles de las concursantes le gustaría acostarse y especulaba cuáles seguramente serían “fieras en la cama”.

              El día que Ivana acusó a Donald Trump de violarla | Estados Unidos | EL PAÍS

              Comentario


              • Re: Los problemas en norteamerica

                Diario El Mundo. Leer mas sobre el tema Donald Trump

                Donald Trump, el monstruo que vino a vernos

                Donald Trump, el monstruo que vino a vernos | Internacional Home | EL MUNDO

                Comentario


                • Re: Los problemas en norteamerica

                  ELECCIONES EEUU

                  Paul Ryan no hará actos de campaña con Trump pero tampoco le retirará el apoyo


                  Haga clic en la imagen para ver una versión más grande

Nombre:	14761168194343.jpg
Visitas:	1
Size:	34,5 KB
ID:	614408

                  Trump responde a las críticas dentro del Partido Republicano: "Hay cero posibilidades de que renuncie."

                  Donald Trump amenaza con meter a Hillary Clinton en la cárcel si es presidente


                  EL MUNDO - EFE - Washington
                  El presidente de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, el republicano Paul Ryan, ha dicho a sus compañeros de bancada que no va a retirar su apoyo al candidato de su partido a la Casa Blanca, Donald Trump, pero no hará campaña a su favor, según han informado varios medios estadounidenses.

                  En una conferencia telefónica con legisladores republicanos, Ryan ha insistido a sus colegas en que deben centrarse en ser reelegidos en sus distritos en las elecciones legislativas que también se celebrarán el próximo 8 de noviembre, coincidiendo con las presidenciales.

                  Los republicanos, que actualmente tienen la mayoría tanto de la Cámara de Representantes como del Senado, temen perder su hegemonía en los próximos comicios por un posible efecto negativo de la candidatura del multimillonario Trump.

                  "Todos tenéis que hacer lo que sea mejor para vosotros en vuestros distritos", ha dicho Ryan en la llamada, según fuentes conocedoras de la conferencia citadas por varios medios.

                  Las palabras de Ryan hacia sus compañeros conservadores se producen apenas unos días después de que se revelara una cinta de Trump que data de 2005 y en la que se escucha al magnate haciendo comentarios soeces y vulgares sobre acoso sexual a las mujeres.

                  El presidente de la Cámara de Representantes tenía previsto celebrar su primer acto de campaña con Trump este sábado en Wisconsin, estado al que representa, pero tras la revelación de la grabación ha retirado su invitación al candidato.

                  No obstante, pese a negarse a impulsar su candidatura, Ryan no va a retirar su apoyo a Trump, algo que muchos republicanos en el Congreso han hecho este fin de semana después del último escándalo.

                  La reacción de Donald Trump no se ha hecho esperar. El candidato republicano ha publicado un comentario en la redo social Twitter en el que dice que Ryan debería dedicarse a equilibrar el presupuesto o a la inmigración ilegal "en lugar de perder el tiempo luchando contra el candidato republicano".

                  Paul Ryan no hará actos de campaña con Trump pero tampoco le retirará el apoyo | Elecciones EEUU | EL MUNDO

                  Comentario


                  • Re: Los problemas en norteamerica

                    ¿Y para cuando las ideas sobre proyectos y opiniones sobre los graves problemas del país?
                    Blog:
                    El Tablero de Cronos

                    Comentario


                    • Re: Los problemas en norteamerica

                      Trump no pagó al fisco en 20 años... y no es el único

                      EL MUNDO - PABLO PARDO - Corresponsal en Washington - 12/10/2016
                      Junto con la fórmula de la Coca-Cola, los planos de la bomba atómica, y si habrá terceras elecciones en España, la Declaración del IRPF de Donald Trump es uno de los secretos mejor guardados del mundo. Desde 1972, todos los candidatos a presidente de EEUU han divulgado el estado de sus cuentas con el fisco. Todos, menos uno: Trump. Precisamente el que ha basado su campaña en decir que es rico. ¿Cómo de rico? Él dice 10.000 millones de dólares (8.900 millones de euros). Claro que esa cifra no se la cree nadie. La agencia de noticias Bloomberg reduce esa cantidad a 2.400 millones de dólares (2.140 millones de euros).

                      Según ha declarado a MERCADOS el máximo responsable de una institución financiera estadounidense cuyos activos superan los 150.000 millones de euros (170.000 millones de dólares), y que no quiere que su nombre se divulgue, «Trump no quiere dar a conocer sus impuestos porque éstos van a demostrar tres cosas: la primera, que es mucho menos rico de lo que pretende; la segunda, que apenas ha realizado donaciones filantrópicas; y la tercera, que ha pagado muy pocos impuestos».

                      Las noticias de las últimas semanas parecen confirmar esos tres supuestos. La última de ellas, el domingo, fue publicada por el New York Times y sugiere que Trump podría no haber pagado impuestos desde 1993 hasta 2010. Eso son 18 años. Y a esa cifra hay que sumar 1991 y 1992, en los que, según el diario Politico, Trump tampoco pagó impuestos. Eso significa 22 años sin contribuir un dólar.

                      Eso no sólo en posible. Es normal. Y legal. La responsabilidad de que no pague impuestos es del Congreso de EEUU, que cada día añade nuevas capas a un código fiscal bizantino que ya ocupa 70.000 páginas. Como declaró el ex secretario de Defensa con Gerald Ford y George W. Bush, y artífice de la invasión de Irak, Donald Rumsfeld, en una carta enviada a la Hacienda estadounidense un día después de que la campaña de la renta hubiera concluido, «no tengo ni idea si nuestros pagos fiscales son los correctos».

                      Eso es lo que queda de manifiesto en el caso de Trump. El empresario declaró unas pérdidas de 916 millones de dólares en 1995 un año que, dicho sea de paso, marcó el inicio del boom de los noventa en EEUU, que aún hoy se recuerda con nostalgia: aquella época en la que la primera economía mundial crecía al 4% anual, con pleno empleo, sin inflación y con aumentos espectaculares de la productividad. Y después distribuyó esas pérdidas durante 15 años futuros y, retroactivamente, los dos anteriores.

                      Eso se basa en dos ideas. La primera, que Trump controla gran parte de sus empresas, y declara sus beneficios o pérdidas dentro de su IRPF. La segunda, es el concepto de las Pérdidas Netas Operativas (NOL). Que es algo tan simple como que una sociedad puede distribuir sus pérdidas o ganancias a lo largo de varios años.

                      Es un sistema que, como todos, tiene su cuota de lógica y su cuota de abusos. Dentro del primer apartado están, por ejemplo, los agricultores o, en general, todos los que trabajan con materias primas, además de los trabajadores freelance, incluyendo escritores y artistas. Si el precio del trigo se dispara un año, el granjero puede distribuir su ganancia a lo largo de varios ejercicios. Y lo mismo si el valor del cereal se estrella. Algo parecido cabe decir de los freelancers, o de las personas que se dedican a actividades artísticas. Si un pintor hace una exposición cada 5 años, puede distribuir las ganancias de ese evento, sin que Hacienda le trate como un millonario en el ejercicio en el que se celebra el evento.

                      Evidentemente, este tipo de reglas se prestan a abusos. Por ejemplo, parece claro que Trump concentró las pérdidas acumuladas de varios años en 1995 para así poder tener unos números rojos gigantes que le permitieran desgravar durante más de una década. Pero eso es normal. El máximo exponente de cómo emplear el código fiscal para reducir su pago a Hacienda es el tercer hombre más rico del mundo, un demócrata que, además, opina que hay que aumentar la presión fiscal: Warren Buffett. En 2010, con una base imponible de 35,5 millones de euros (39,8 millones de dólares), Buffett pagó a la Hacienda estadounidense 6,2 millones de euros. O sea, un tipo fiscal del 15,57%. Lo más llamativo es que el patrimonio total del inversor es año fue de 63.320 millones de euros (71.000 millones de dólares).

                      ¿Cómo logró Buffett eso? Básicamente, de tres formas. La primera: Berkshire Hathaway, que es la empresa que él controla, no paga dividendos, que cotizan a un 23%. La segunda: Berkshire hace algo parecido a lo que hizo Trump en 1995, solo que con beneficios. Es decir, aplaza el pago. Y de qué manera. En 2010, Berkshire Hathaway había logrado transferir al futuro el pago de 54.400 millones de euros (61.000 millones de dólares) Y la tercera: Berkshire emplea todo tipo de trucos para eludir el pago de impuestos sin violar la ley.

                      Estos sistemas de extienden, en general, a toda la contabilidad. Esta semana, el diario The Wall Street Journal explicaba cómo, si el gigante aeronáutico Boeing hubiera utilizado técnicas contables normales, su división de aeronaves para uso civil habría perdido 1.650 millones de euros en los últimos tres años. En vez de eso, ha ganado 19.700 millones. La clave ha sido, de nuevo, en contabilizar ventas futuras -que ni siquiera están acordadas, pero que la empresa cree que se producirá- de su avión estrella, el 787 Dreamliner. Así pues, Trump no hizo nada inusual ni, desde luego, ilegal. Otra cosa es que su táctica fiscal sea consecuente en un político que en mayo se quejó en televisión de que «tenemos un problema enorme, y es que la mitad de la población de Estados Unidos no paga a Hacienda».

                      Trump no pagó al fisco en 20 años... y no es el único | economia | EL MUNDO

                      Comentario


                      • Re: Los problemas en norteamerica

                        La verdad que ni Trump ni Hilary son candidatos serios..

                        Comentario


                        • Re: Los problemas en norteamerica

                          Toda la campaña se les ha ido en si Trump dijo o no dijo.

                          Hasta las de nuestros países son mejores.
                          Blog:
                          El Tablero de Cronos

                          Comentario


                          • Re: Los problemas en norteamerica

                            Originalmente publicado por mauri Ver Mensaje
                            La verdad que ni Trump ni Hilary son candidatos serios..
                            Pero por lo menos ya la conocemos ejerciendo altas funciones del estado… Y en todo caso y siguiendo los consejos de aquel dicho: “mas vale malo conocido que malo por conocer…”, de Hillary Clinton ya se tiene conocimiento de sus capacidades y métodos porque fue la Secretaria de Estado.
                            El Secretario de Estado en EE UU. es casi un segundo presidente… (Jefe del Departamento de Estado). Es el máximo representante del Gabinete del presidente y secretarios de las distintas áreas (Ministerios de Argentina)…El máximo representante de la política internacional del país. El “brazo derecho del presidente…” Cargo que dejó en el 2014 para representar a su partido (Demócrata) en las próximas elecciones.
                            De Trump solo conocemos, sus extravagancias, sus caprichos, sus mujeres, sus juergas, su inmensa fortuna y que es dueño de medio EE.UU., la Fox, la CNN, etc. etc. etc….
                            Si nos vamos a guiar por lo que hizo hasta ahora, pobre EE.UU. lo que le espera…(hasta circula por ahí en las redes sociales, en broma, que Rusia y Putin le están pagando la campaña, jajajjjajj)…Nunca creí que este esperpento llegara a ser postulante nº 1 de los republicanos…Y mira si es un personaje, que en su mismo partido avergonzados con sus payasadas, le han retirado el apoyo…¡¡Ni en su mismo partido lo quieren!!!
                            Más mujeres aseguran que Trump las acosó sexualmente | Estados Unidos | EL PAÍS

                            Comentario


                            • Re: Los problemas en norteamerica

                              La verdad Teodofredo, no me sorprenderia que Putin le pagará la campaña, se ahorraria millones en la destrucción de EEUU jajajajaja
                              Admito que si gana Trump, va a ser una de las presidencias de EEUU mas movidas, porque el tipo va a decir y hacer lo que se le de la gana, y agarrense. jajajaja
                              Slds.
                              San Martin: "Hace más ruido un sólo hombre gritando que cien mil que están callados"
                              "Mi sable nunca saldrá de la vaina por opiniones políticas."
                              Por algo siempre San Martin tendra mi respeto y el sentirme orgulloso de este gran hombre.
                              General S. Patton: “El objetivo de la guerra no es morir por tu país. Sino asegurarse de que el otro bastardo muera por el suyo”
                              V de Vendetta: "El pueblo no debería temer a sus gobernantes, los gobernantes deberían temer al pueblo".

                              Comentario


                              • Re: Los problemas en norteamerica

                                Pero por lo menos ya la conocemos ejerciendo altas funciones del estado… Y en todo caso y siguiendo los consejos de aquel dicho: “mas vale malo conocido que malo por conocer…”, de Hillary Clinton ya se tiene conocimiento de sus capacidades y métodos porque fue la Secretaria de Estado.
                                Teodofredo, yo creo que precisamente eso es lo pésimo. Hillary es un Halcón, que apoyó todas las intervenciones militares de EU desde la época de Kosovo, y en Libia tuvo participación directa. Recuerden el "Fuimos, vimos, él murió" que dijo tan alegremente. Sus capacidades y métodos no nos convienen para nada.

                                Tenemos una culpable de crímenes de guerra, y un bocón. Tal vez Trump sea peor, pero lso datos objetivos que tenemos hoy en día, nos ponen a Hillary como el peor candidato para la política internacional.
                                Blog:
                                El Tablero de Cronos

                                Comentario

                                Trabajando...
                                X